Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Red Forbes

Outskilling: la nueva estrategia de entrenamiento corporativo

Con la aceleración de la digitalización muchas empresas recortarán definitivamente algunos empleos. Capacitar a los colaboradores en ‘trabajos del futuro’ es la solución.

Publicado

on

La crisis del COVID-19 ha hecho que millones de personas pierdan sus empleos en todo el mundo. En países como EE. UU., la cifra de desempleo es aún mayor que la de la peor crisis económica de la historia: la Gran Depresión.

Los gobiernos están haciendo monumentales esfuerzos para recuperar cuanto antes la economía mientras perseveran en el empeño de garantizar la salud de sus habitantes. Aun así, un alto porcentaje de estos trabajos no se recuperará nunca y, para empeorar las cosas, vendrán más despidos. La razón es que el Covid-19 ha acelerado la transformación digital de las empresas y muchos trabajos están siendo y serán reemplazados por nuevas tecnologías. 

Lea también: Upskilling y reskilling: el futuro de las empresas

Como consecuencia, en esta nueva realidad, la brecha de skills entre las necesidades de las empresas y los empleados aumentará. Disparidad que será todavía más considerable en América Latina. Según el World Economic Forum, nuestra región tiene la brecha de skills más grande del mundo, algo que, sin duda, augura un impacto todavía más negativo en nuestras economías: a pesar de que las empresas tengan vacantes disponibles, no existirá una fuerza laboral capacitada que pueda cubrirlas.

Esto será determinante en la velocidad de recuperación de los mercados y generará un ciclo negativo en nuestra economía. 

¿Cómo resolver la creciente brecha de habilidades laborales y mitigar el impacto de las nuevas tecnologías?

La respuesta es outskilling, que no es otra cosas que brindar entrenamiento a la fuerza laboral que tiene alta probabilidad de salir de la compañía en el futuro dado que el trabajo que desempeña será automatizado. Solución que genera beneficios no solo a los empleados, a quienes les permite desarrollar las habilidades y competencias necesarias para conseguir con mayor velocidad un nuevo trabajo, sino también a las empresas, en tanto que mejora su reputación y posiciona su marca empleadora.

Amazon ha sido pionera en procesos de outskilling creando una academia donde aquellos empleados que tienen cargos que serán automatizados en los próximos seis meses, cuentan con la posibilidad de capacitarse para trabajos que tienen alta demanda en el mundo actual.

A diferencia del entrenamiento corporativo tradicional, el outskilling no tiene que ver con la retención de los trabajadores, sino con el acompañamiento en la adquisición de las herramientas que necesitan para obtener otro empleo o encontrar una nueva carrera laboral. 

Lea también: Guía práctica para la reubicación laboral cuando hacer recortes es inevitable

Outskilling vs. outplacement

El outplacement consiste en brindar ayuda profesional a la persona que acaba de ser despedida, para que pueda encontrar un nuevo empleo. Usualmente estriba en ofrecer asesoría para diseñar el currículum y manejar la frustración que suponen el desempleo y el proceso de búsqueda de trabajo, así como en la entrega de valiosas recomendaciones para desempeñarse bien en una entrevista y ubicarse rápidamente en el mercado laboral.

Si bien el outplacement se ha vuelto popular en las últimas décadas con un valor de mercado de 2.3 Billones USD en el mundo para el 2025, dado el panorama actual, poner atractiva una hoja de vida en este momento no va a tener un impacto real en adquirir un nuevo trabajo. En cambio, con un outskilling corto, de dos a tres meses, miles de trabajadores podrían mejorar ostensiblemente su nivel de competencia y llegar a llenar las vacantes disponibles.

Hoy es bien conocido en los departamentos de recursos humanos el concepto de ‘ciclo de vida del empleado’, que hace referencia a la relación que se establece con el empleado y la forma como esta se gestiona, desde su selección e ingreso, hasta cuando deja de formar parte de la organización luego de haber hecho carrera allí.

Sin duda, el outskilling cambia el paradigma del ‘ciclo de vida del empleado’ por el de ‘ciclo de vida de la persona’. Las empresas que asumen este nuevo paradigma contraen mayor responsabilidad sobre sus empleados al dejarlos ir, ya sea por una crisis, como la provocada por el COVID-19, o por la incorporación de nuevos desarrollos tecnológicos.

¿Qué hicimos en UBITS?

Creamos una solución eficiente y escalable de outskilling que ya están implementando decenas de empresas en América Latina. Consiste en una suscripción, dónde empleados que salen de la compañía tienen acceso durante 6 meses o un año a dos tipos de entrenamiento online con acceso ilimitado.

Lea también: Lo que nunca le dirán para ser un buen jefe

Primero a todo el catálogo básico de cursos de UBITS (+350 cursos) en temas como Liderazgo, Ventas, Marketing digital, E-commerce, Metodologías ágiles, Emprendimiento, Transformación digital, Habilidades de trabajo remoto, entre otros. Segundo, a cursos relacionados con la transición laboral cómo Manejo emocional en la búsqueda de un trabajo, Análisis de carrera y elaboración del currículum, y Cómo ser exitoso en una entrevista de trabajo. El mix de estos dos tipos de cursos permiten a los ex-empleados obtener nuevos skills útiles para su siguiente trabajo y hacer una transición rápida y eficiente. 

El outskilling entrará a formar parte habitual del proceso entrenamiento corporativo.Proveer de guía y apoyo, educación y entrenamiento a los empleados, los beneficiará tanto a las empresas como a los empleados. Ganan las empresas en reputación y marca empleadora, ganan los trabajadores porque se hacen más competentes para su siguiente trabajo y gana, por supuesto, la economía al reducirse la brecha de skills en el mercado laboral al tener trabajadores capacitados y productivos.

Contacto:
LinkedIn: Julián Melo*
*El autor es cofundador y CEO de Ubits, una de las compañías de ed-tech de más rápido crecimiento en capacitación corporativa en América Latina, con estudiantes en más de 10 países de la región.

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes.

Publicidad
Publicidad