Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Negocios

Renuncia el CEO de TikTok tres meses después de aceptar el cargo

Este movimiento se produce días después de que TikTok demandase a la Administración del presidente estadounidense Donald Trump por una orden ejecutiva que prohibía las transacciones en Estados Unidos con la popular aplicación.

Publicado

on

Foto: Disney.

 El CEO de TikTok, Kevin Mayer, ha dejado la compañía menos de tres meses después de unirse a la popular plataforma de vídeos cortos y la directora general para EEUU, Vanessa Pappas, ocupará el cargo de forma provisional, según un memorando interno.

Este movimiento se produce días después de que TikTok demandase a la Administración del presidente estadounidense Donald Trump por una orden ejecutiva que prohibía las transacciones en Estados Unidos con la popular aplicación.

Mayer era el principal ejecutivo de streaming de Walt Disney Co antes de fichar por TikTok el 1 de junio. Entonces, también fue nombrado director de operaciones de ByteDance, la matriz de TikTok en China.

“En las últimas semanas, en las que el entorno político ha cambiado bruscamente, he hecho una reflexión significativa sobre lo que requerirán los cambios estructurales corporativos, y lo que significa para el papel global por el que firmé”, dijo Mayer en la carta.

“Con este telón de fondo, y como esperamos llegar a una solución muy pronto, quería hacerles saber con pesar que he decidido dejar la compañía”.

TikTok, en un comunicado enviado por correo electrónico, confirmó la renuncia y dijo que la dinámica política de los últimos meses había “cambiado significativamente” el alcance del papel de Mayer.

El fundador y CEO de ByteDance, Zhang Yiming, dijo en una carta separada que la compañía se estaba “moviendo rápidamente para encontrar soluciones a los problemas a los que nos enfrentamos a nivel mundial, en particular en EEUU y la India”.

En medio de la creciente desconfianza entre Washington y Beijing, Trump dijo que TikTok era una amenaza para la seguridad nacional y que podía compartir información sobre los usuarios de la aplicación con el gobierno de China.

El 6 de agosto, el presidente estadounidense emitió una orden ejecutiva -que entrará en vigor a mediados de septiembre- prohibiendo las transacciones de EEUU con la compañía china.

Días después, el 14 de agosto, emitió otra orden que daba a ByteDance 90 días para deshacerse de las operaciones de TikTok en Estados Unidos y de cualquier dato que dicha aplicación hubiera reunido en el país.

ByteDance ha mantenido negociaciones para vender las operaciones de TikTok en Norteamérica, Australia y Nueva Zelanda -que podrían valer entre 25.000 y 30.000 millones de dólares- a compañías como Microsoft Corp y Oracle Corp, según fuentes cercanas a la firma. La empresa también ha sido blanco de ataques en la India, donde TikTok fue una de las 59 aplicaciones chinas prohibidas por el gobierno indio en junio tras un choque fronterizo entre ambos países.

Reuters

Publicidad
Publicidad