Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Negocios

Cómo Colombia construye una millonaria industria con el sol y el viento

El ‘boom’ de las energías limpias llegó al país como la opción más atractiva para diversificar la matriz energética. El Gobierno planea instalar 2.800 megavatios al 2022, un esfuerzo que se viene gestando a través de millonarias inversiones, mayor encadenamiento productivo y nuevos compromisos del sector empresarial. ¿Cuál es la hoja de ruta para un sector que no para de brillar?

Publicado

on

“Es un orgullo y un sueño cumplido que compartimos con el país, porque Colombia empieza a recibir por primera vez en el Sistema Interconectado Nacional energía producida por el sol. Significa que como nación comenzamos a dar pasos importantes para incorporar a nuestra matriz energética nuevas fuentes de generación”. 

Las palabras son del presidente de Celsia, Ricardo Sierra, quien desde hace unos años viene liderando la transformación energética en Colombia. Son un apartado de un discurso que dio el 3 de septiembre de 2017, día en el que se inauguró la primera granja solar a gran a escala en el país. El hecho, más allá de ser una noticia en la lluvia de información que día tras día se registra en los medios de comunicación, marcó el inicio de lo que hoy se califica como el ‘boom’ de las energías limpias, una industria millonaria que no para de crecer y la cual se perfila para ser una importante fuente generadora de empleo de cara al mediano y largo plazo.

Pero llegar a los más de 2.300 megavatios instalados que hoy tiene el país no ha sido un camino fácil. A lo largo de estos últimos tres años, el Gobierno Nacional, los gremios y los empresarios han gestado un importante trabajo que se ha visto materializado en nuevas oportunidades de inversión y desarrollo. Ese optimismo se ha visto precisamente con la llegada de 41 proyectos de inversión entre 2018 y 2020, que en total suman negocios por 5.029 millones de dólares.

Lea también: Colombia recibió más de US$5.000 millones de inversión extranjera en energías renovables

La llegada de esta inversión se ha dado en medio de los esfuerzos que se vienen gestando en gran parte de los países del mundo, pues con los compromisos adquiridos en los acuerdos internacionales como el Acuerdo de París y los Objetivos de Desarrollo Sostenible, las naciones siguen invirtiendo en el impulso de este tipo de proyectos.

Fuente: Campetrol.

Un estudio de la Cámara Colombiana de Petróleo, Gas y Energía (Campetrol) detalla que Estados Unidos y China invierten más de 150.000 millones de dólares anuales, equivalentes al 52 % del total mundial. Al evaluar esas inversiones como porcentaje del PIB de cada país, el gremio advierte que “salen a relucir las políticas de transición que están realizando los diferentes países de la región como Chile y Brasil, que invierten 1,7 % y 0,4 % de su economía en este tipo de energías, porcentajes que se encuentran sobre la media global de 0,3 %”.

En este contexto mundial, Colombia está muy bien posicionado pues se vaticina que en los próximos años se llegarán a inversiones que ascienden a los 7.000 millones de dólares. Este escenario plantea varios retos de cara al mediano plazo, pero también un sin número de oportunidades. Varios inversionistas provenientes de Estados Unidos, China, Canadá, Suiza, Francia, Singapur, Japón, Suecia, Perú y Corea del Sur, entre otros, ya han anunciado algún interés por seguir invirtiendo en el país, por lo que ya sea en proyectos concretos o a través de las subastas de energía se prevé una mayor movilización de capital en la próxima década.

“Colombia dio un salto histórico en la incorporación de energías renovables no convencionales a su matriz eléctrica. El país pasará de tener menos del 1% de capacidad instalada de energía eólica y solar en su matriz eléctrica a más del 12% en el año 2022”, le dice a Forbes Miguel Lotero, viceministro de Energía. “Además, con la nueva subasta que anunciamos para el 2021 vamos a sumar más energía limpia, logrando uno de los más grandes avances en transición energética de América Latina”.

La posición geográfica del país, los incentivos tributarios y los altos niveles de viento y sol hacen de Colombia el mejor destino para invertir en renovables. Así se ha visto en estos dos últimos años, pues más allá de los jugadores externos que han visto alternativas de inversión, se han anunciado la entrada de por lo menos 10 grandes proyectos a gran escala en Colombia.

Lea también: ‘La transición hacia las energías renovables se está acelerando en la mayoría de los países’

Estos no solo han sido para atender la demanda eléctrica nacional, sino además para impulsar una revolución energética y la diversificación de la matriz energética nacional. Ahí han jugado un papel fundamental empresas como Celsia, Enel, Ecopetrol e ISA, que continúan impulsando la consolidación de esta industria, pese a la difícil situación económica por la que atraviesa el país.

German Espinosa, presidente de Campetrol, advierte que “tanto países como empresas y ciudadanos se han involucrado en este proceso de transformación hacia un modelo energético basado en el ahorro, la eficiencia y las energías renovables”. Colombia no ha sido ajena en este proceso y hoy ya es uno de los “30 países a nivel mundial que se encuentran más preparados para ello, según el Índice de Transición Energética calculado por el Foro Económico Mundial”.

El líder gremial advierte que con el impulso de las energías renovables se abrió una ventana de oportunidades que aún están sin explorar. Sostiene, incluso, que contando con los niveles proyectados en capacidad instalada “se espera incrementar la generación de fuentes no convencionales de energías renovables a más de un 12 % para el 2022”, lo que reduciría hasta nueve millones de toneladas de CO2 para el 2030.

Las oportunidades

El ‘boom’ energético que se vive en Colombia se debe a las oportunidades que se han desprendido de este sector y las encadenamientos productivos que se podrían generar. En términos de energía solar, se estima un potencial de generación de 4,05 KWh/KWp, valor que indica la cantidad de energía generada por capacidad instalada. Por otra parte, la densidad media de energía eólica es de 259 W/m2, un indicador que se presenta principalmente en el Caribe.

Estas dos fortalezas en sol y viento permiten que se sigan registrando más y más proyectos ante la Unidad de Planeación Minero – Energética (Upme). Las cifras más recientes, con corte al 30 de noviembre de este año, y a las que tuvo acceso Forbes Colombia, muestran que en total hay 1.666 proyectos de energía inscritos, de los cuales 896 son solares, 563 hidráulicos y 50 eólicos.

Lea también: Colombia adjudica proyectos de energías renovables por 2,200 mdd

Esa tendencia deja ver que la industria está volcada al desarrollo de este tipo de proyectos, lo que sin duda vislumbra los millones de dólares que se continuarán invirtiendo en los próximos años para la consolidación de estas iniciativas de pequeña, mediana y gran escala.

Según el Ministerio de Minas, la región Caribe, Antioquia, Boyacá y Huila son las zonas del país con el mayor potencial para el desarrollo de este tipo de proyectos. La cartera advierte, incluso, que en este momento hay 14 proyectos en construcción, que impulsarán más de 8 billones de pesos en inversiones y generarán más de 6.000 oportunidades de empleos.

A esto se suma que se estima que, con la tercera subasta de energía, se generen hasta 32.000 puestos de trabajo en los próximos dos años. Vale resaltar que Colombia es el país que más empleo genera por cada 1.000 dólares invertidos en energías renovables. A 2019, el país alcanzó en 2019 los 272.000 empleos alrededor de esta industria.

Siga toda la información de los negocios en Forbes Colombia

“Estamos dando el paso más importante para el sector energético en los últimos 20 años. Por esta razón es fundamental que entre todos los actores se coordinen las acciones necesarias para tener una transición energética ordenada y exitosa”, sostiene Germán Corredor, director ejecutivo de la Asociación de Energías Renovables, SER Colombia.

Y es que el impulso que se viene dando en esta industria ya no solo se da de la mano de las empresas energéticas. Las grandes firmas de otros sectores ya han apostado por estas energías alternativas, por lo que para la ejecución de sus procesos han optado por el desarrollo de granjas solares y eólicas.

Un ejemplo de esta apuesta se da de la mano del Grupo Empresarial Colombina, que recientemente inauguró un parque solar en Santander de Quilichao en su planta de Galletas. Este complejo consta de 4.890 paneles distribuidos en 22.000 metros cuadrados. Según la empresa, el sistema producirá más de 2.716.000 kWh/año de energía, un insumo que será adquirido por la planta de Colombina del Cauca para su funcionamiento.

Lea también: Cartagena estrena planta solar y hace historia en energías renovables en Colombia

“Gracias a esta solución, que aprovechará el enorme potencial de generación de energía fotovoltaica proveniente del sol, se pretenden generar mayores eficiencias operativas en la planta, asegurar el abastecimiento energético y contribuir con una solución eficiente a la reducción de emisiones de gases de efecto invernadero”, dijo el día de la inauguración César Caicedo, CEO del Grupo Empresarial Colombina. Este proyecto nos llena de orgullo porque refleja nuestros continuos esfuerzos por gestionar la operación de una manera sostenible y responsable con el medio ambiente”.

Así como Colombina ya hay otras empresas que han anunciado ambiciosos planes de inversión alrededor de las energías renovables. Esto deja ver que es una industria que ya se consolida paralelamente a todos los demás sectores, lo que representa un alto potencial de empleo tanto rural como urbano.

Los retos

Aunque son varias las bondades que otorga este tipo de energías a Colombia, aún persisten grandes retos en materia de costos, infraestructura y trámites. Según el más reciente estudio de Campetrol, actualmente Colombia cuenta con el Capex (inversiones en bienes de capital) unitario más alto de la
región.

Se necesitan alrededor de 1,44 USD/W de inversión para poner en marcha proyectos renovables en el país, una cifra que se encuentra 26 % por encima del promedio en América Latina (1,14 USD/W). “La principal razón de estos costos es la carencia de un mercado interno que impulse la adopción de una cadena de abastecimiento local, tal como en México, Brasil o Chile, países que cuentan con una dinámica en prestación de B&S que les ha permitido mantener los costos de desarrollo por debajo del 13% del total invertido, a diferencia del 30% que representa este rubro en proyectos del país”, dice el estudio.

Frente a este desafío, el Gobierno Nacional ya ha impulsado una serie de beneficios para impulsar y bajar los costos en la ejecución de los proyectos. Sin embargo, estos alivios tributarios aún no son suficientes para agilizar la ejecución de los proyectos.

Otro de los cuello de botella se encuentran en los trámites y consultas previas que se deben surtir para el desarrollo de las iniciativas. Este ha sido el freno precisamente de nueve parques eólicos que se vienen ejecutando en La Guajira, pues la Procuraduría Judicial para Asuntos Administrativos pidió la suspensión de los proyectos hasta que se revise el proceso de consulta previa.

Lea también: Caribe: una apuesta por la inversión extranjera

Ante esto, desde los gremios y los empresarios se ha hecho un llamado para que se logren agilizar los trámites de consulta previa. El motivo obedece a que dichos procesos retardan la entrada en operación de los proyectos, lo que de alguna u otra forma genera inseguridad jurídica para seguir impulsando la llegada de inversión extranjera directa.

Negocios

Francesa Pernod Ricard va tras el ron colombiano, compra participación en La Hechicera

La alianza fortalecerá la operación internacional de la marca colombiana e impulsará la comercialización del ron ultra premium en otros mercados. La Hechicera se convierte en la primera marca nacional dentro del portafolio de la multinacional.

Publicado

on

Miguel Riascos, cofundador y gerente del ron La Hechicera. Foto: La Hechicera.

La multinacional francesa de licores, Pernod Ricard, adquirió participación mayoritaria de la marca colombiana de ron La Hechicera con el fin de impulsar la comercialización del producto ultra premium en otros mercados.

“Con esta participación Pernod Ricard reitera su compromiso con Colombia, a través de la adquisición de un ron que evoca y exalta los colores y sabores del caribe colombiano, la cultura de un país en el que la alegría y amabilidad de su gente, la biodiversidad y la riqueza cultural se convierten en su carta de presentación internacional”, resaltó la firma.

El ron que en 2012 lanzó Miguel y Laura Riascos, de la mano de su amiga Martamaría Carrillo, se convierte -con esta movida empresarial- en la primera marca colombiana dentro del portafolio de la multinacional.

Siga aquí toda la información de negocios en nuestra sección especializada

Sobre la alianza, Miguel Riascos, cofundador de la marca y director general de La Hechicera resaltó que “crear y desarrollar una marca desde cero es un proceso lleno de esfuerzo y satisfacciones continuas, desde la concepción de una idea y el lanzamiento de un nuevo producto, hasta la conquista y consolidación de mercados internacionales”.

Agregó que por ello, “la decisión de aliarnos con Pernod Ricard y emprender juntos esta aventura es claramente la opción idónea para La Hechicera, dada su experiencia en el cuidado del origen local de las marcas en su desarrollo internacional”.

Hay que recordar que Pernod Ricard es un jugador internacional con vocación de respeto a las categorías, marcas y bebidas elaboradas localmente.

Seguir Leyendo

Actualidad

Exportaciones de panes, galletas y obleas colombianas crecieron 12 % en 2020

Europa y Estados Unidos fueron las regiones del mundo que más compraron estos productos. Las ventas en todo el mundo superan los 200 millones de dólares.

Publicado

on

Los productos de panadería colombianos conquistaron el mercado internacional el año que pasó, teniendo un crecimiento del 12 % en sus ventas internacionales, que pasaron de 183 millones de dólares en 2019 a 205 millones de dólares, según cifras del Dane, con análisis de Procolombia.

Mientras en el 2019 los bienes de la categoría de panadería y molinería habían entrado a 61 mercados, en 2020 fueron 69, gracias a las ventas de 174 compañías colombianas. En 2019, habían sido 131 las compañías exportadoras.

Lea también: Empresa británica se relocaliza en Colombia y anuncia nueva planta de producción

Los destinos en donde fueron más populares las galletas saladas, harina de maíz, galletas dulces, barquillos, obleas, y pan tostado con origen colombiano, fueron en este orden: Ecuador, Estados Unidos, Perú, Chile, Panamá, Venezuela, Haití, Puerto Rico y México.

“Celebramos el buen desempeño que tuvo esta categoría de productos que, con su sabor y calidad, conquistaron más consumidores a nivel mundial. El agro hace parte fundamental del plan de reactivación económica y seguiremos acompañando a las empresas del sector para que este año sigan ese curso positivo, lo cual trae más desarrollo y empleo a las regiones del país”, indicó Flavia Santoro, presidenta de ProColombia.

En cuanto a los departamentos más exportadores y que superaron el millón de dólares, estos fueron: Antioquia, Valle del Cauca, Bogotá, Bolívar, Cundinamarca, Atlántico, Norte de Santander, Risaralda, Magdalena, Santander, Nariño y La Guajira. Además, 19 de los 32 departamentos del país tuvieron ventas internacionales por encima de los US$10.000.

Una de las empresas que aportó al aumento de la categoría fue Pan Pa’ Ya!, la cual creció cerca del 12 % con ventas a países como Estados Unidos, España, Canadá y Australia. “En medio de las circunstancias actuales, tener este crecimiento a doble dígito es un buen resultado para el 2020. Para este año queremos consolidarnos y crecer más en estos mercados”, indicó Fabio Cortés, gerente general de Pan Pa’ Ya!.

Por otro lado, Alimentos Polar, que hace parte del top 5 de las empresas más exportadoras de la categoría de panadería y molinería, llegó en 2020 a países como Ecuador, Perú, Chile y España, con su producto estrella de Harina P.A.N.

Seguir Leyendo

Negocios

Con Viva Air, Rappi acelera su expansión en el negocio turístico

La aerolínea de bajo costo firmó una alianza con la aplicación para ofrecer vuelos a 12 destinos nacionales y cinco internacionales.

Publicado

on

La aerolínea de bajo costo, Viva Air, firmó una alianza con Rappi para ampliar su canal de ventas a través de Rappi Travel. Los usuarios de la aplicación podrán encontrar vuelos a 12 destinos nacionales y cinco internacionales ofrecidos por Viva.

Los usuarios podrán encontrar los boletos que usualmente incluyen una mochila o morral al pasajero, y los demás servicios adicionales como equipaje en bodega, maleta en cabina, selección de asiento o viaje con mascota. Esta nueva sinergia les permite a las empresas reforzar su ‘core‘ de negocio, de cara a la recuperación de la industria turística.

“Estamos muy orgullosos de contar con Viva Air como un aliado estratégico para Rappi Travel. Sabemos que las aerolíneas de bajo costo están ganando un rol cada vez más importante en el mercado; por eso, hacerlas parte del ecosistema de Rappi es un movimiento natural que contribuye a la consolidación de Rappi como la primera super app de América Latina”, dijo Matías Laks, gerente general de Rappi para Colombia.

Lea también: Con su modelo ‘low cost’, Viva aumenta su cuota de mercado y le gana terreno a Avianca y Latam

El CEO del Grupo Viva Air, Félix Antelo, agregó que con esta alianza se ratifica la “apuesta de conectar cada vez a más pasajeros y promover la inclusión aérea en la región. Expandimos nuestro negocio y, con él, las plataformas donde operamos y donde los viajeros pueden encontrarnos, para llevar nuestro modelo de bajo costo a más personas y mercados”, dijo.

Antelo añadió que los próximos pasos son ofrecer por Rappi la red de rutas nacional e internacional en otros países como México y Perú, para seguir democratizando los cielos en Latinoamérica.

En 2020, Rappi lanzó su vertical de viajes, en la que ofrece más de 250.000 hoteles a nivel mundial y las principales aerolíneas del mundo. Hoy Rappi Travel ha crecido un 10% con más de 6.000 tiquetes vendidos a través de la aplicación.

Con estas movidas estratégicas, la aplicación colombiana le sigue apuntando al mercado que dominan Booking y Despegar, que desde el 2017 empezó su debut en la Bolsa de Valores de Nueva York. Tal y como se lo confirmaron a Forbes, Rappi Travel busca ofrecer todo tipo de servicios, como alquiler de autos, tours y seguros de viaje, así como otros servicios de entretenimiento.

Lea también: Con servicios de viajes, Rappi está apuntando al mercado que dominan Despegar y Booking

Viva por ahora continúa en su estrategia de seguir ganando terreno en el negocio aéreo colombiano. En sus 9 años de historia, la aerolínea ha transportado más de 28 millones de pasajeros y hoy ya tiene una participación de mercado que asciende al 24 %.

Seguir Leyendo

Negocios

Metro de Medellín cierra alianza para impulsar la movilidad eléctrica en la ciudad

La planta de ensamble de Renault en Colombia firmó una alianza con el Metro de Medellín para promover servicios compartidos de movilidad eléctrica. Se ofrecerán servicios de ‘carsharing’.

Publicado

on

Renault- Sofasa y el Metro de Medellín anunciaron un piloto en diferentes etapas para revisar la viabilidad de un servicio de movilidad con vehículos eléctricos y térmicos bajo la modalidad de carsharing (vehículo de uso compartido).

Se trata de una iniciativa en la que inicialmente se ofrecerá para los colaboradores de ambas empresas, para que en etapas posteriores se pueda ampliar a los servicios integrados de última milla que ofrece actualmente la red Metro dentro en el Valle de Aburrá y que se operarían inicialmente a través de la APP Renault Mobility.

Lea también: Renault recortará 15.000 empleos para reducir sus costos

“Gracias a este proyecto piloto se unen la marca líder del sector automotor y la compañía más grande de transporte masivo del país, logrando una significativa alianza entre el sector público y el sector privado, para enfrentar los retos que las nuevas ciudades nos exigen”, dijo Matthieu Tenenbaum, Presidente- Director General de Renault-Sofasa.

Renault Mobility, que es la solución de servicios de movilidad compartida del Groupe Renault, está operando desde 2019 con un proyecto piloto dirigido a los colaboradores de Renault-Sofasa. Este proyecto es una apuesta a la movilidad compartida en la que se pone una flota de vehículos 100% eléctricos a disposición de sus empleados para que los puedan reservar y usar por medio de la aplicación móvil.

La iniciativa ya ha sido probada en Colombia por más de 400 empleados de Renault en 17 meses de uso y actualmente en Europa ya cuenta con más de 4.000 vehículos en circulación.

“Con esta alianza buscamos nuevas alternativas para la movilidad de los habitantes de la ciudad-región a través de nuevos servicios con tecnologías limpias y amigables con el medio ambiente”, añadió Tomás Andrés Elejalde Escobar, gerente general del Metro de Medellín. “Se potencia la Movilidad como Servicio (MaaS) con la integración del sistema masivo con servicios de movilidad compartida, micromovilidad entre otros”.

Siga toda la información de actualidad en Forbes Colombia.

 

Seguir Leyendo

Deportes

¿Eliminatorias en Budapest?

La Fifa cambió por primera vez en la historia la fecha en la que se hará el mundial de fútbol. El de Catar será sin duda un mundial histórico. Le contamos por qué.

Publicado

on

Me costó creer (y aún me niego a aceptarlo) que la Fifa cambiara por primera vez en la historia la época del Mundial de fútbol para fin de año por aquello del calor insoportable de Catar en los meses de junio-julio. Se me hace absurdo que por conveniencias económicas vayan a poner patas arriba los calendarios futbolísticos de todas las Confederaciones; será sin duda un Mundial inédito en todos los sentidos.

Luego después de los desmanes ocurridos en Buenos Aires en la final de la Copa Libertadores de América de 2018, la solución para poder determinar un ganador fue lógica y muy obvia: jugarla en Europa, en el estadio Santiago Bernabéu de la ciudad de Madrid. ¿Acaso para definir al campeón sudamericano se pensaría en otro escenario?

Lea también: Todos los huevos en la misma canasta

Un año después en 2019 llegó otra decisión genial y coherente del mundo del fútbol cuando la Conmebol designó a Colombia y Argentina como sedes compartidas de la Copa América programada para el 2020. Acudiendo a la misma lógica de las Eurocopas que se han celebrado en las fronterizas Bélgica y Holanda en 2000; las cercanas Suiza y Austria, que organizaron la competición de 2008; y luego más al oriente cuando el torneo se jugó en Polonia y Ucrania en 2012. Era evidente, pues Colombia y Argentina comparten una frontera que los separa solo por 6.686 km aproximadamente.

La última genialidad llegó esta semana ante la preocupación de las federaciones de Conmebol por la imposibilidad de contar con los jugadores que están en Europa para enfrentar las fechas 5 y 6 de las eliminatorias al Mundial programadas para marzo, y en donde Colombia enfrentaría a Brasil en Barranquilla el próximo 26 y a Paraguay en Asunción el 30 del mismo mes. Concretamente el asunto se ha complicado por las restricciones que tienen para viajar en este momento los jugadores que proceden de la Premier League, la Bundesliga y La Liga de España, principalmente.

Algunas de las principales selecciones han pedido incluso que sean aplazadas estas fechas de eliminatorias entre las que se encuentran Uruguay, Ecuador, Paraguay, Perú, Brasil y Argentina. Colombia no se queda atrás pues de entrada estaríamos hablando de no contar ni con James, Davinson Sánchez ni Yerri Mina, a esto hay que sumarle las ausencias por lesión de David Ospina y de Cuadrado… complicado.

De lado de la Conmebol, el rompecabezas se complica pues el calendario se aprieta demasiado al posponer las fechas FIFA, con la celebración de la Copa América en los meses de junio y julio.

Lea también: El río revuelto que deja el 2020

Entonces ante la presión del tiempo, de definir las nóminas y de organizar los partidos, el presidente de la Fifa frotó la lámpara y encontró la solución ideal. Según lo publicado por ‘Ovación’ de Uruguay, propuso que las próximas jornadas de Eliminatorias se jueguen en las cercanas ciudades de Bucarest, Budapest o Atenas.

Así las cosas, y ante esta insólita propuesta, la última palabra la tienen los presidentes de las asociaciones Conmebol que se reunirán el próximo 8 de marzo para debatir y definir el tema. ¿Se aplazarán las fechas Fifa? ¿Se encontrarán una sedes ideales para los objetivos de todos? ¿Aceptarán la propuesta de Infantino? Vamos haciendo maletas.

Contacto
LinkedIn: Carolina Jaramillo Seligmann
Twitter: @carosports
Instagram: @scoresportsmkt

*La autora es fundadora de Score Sports, compañía consultora de marketing deportivo.

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes Colombia.

Seguir Leyendo
Publicidad
Publicidad

Destacado