Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Negocios

Contrabando y competencia desleal: la dura crisis que enfrentan los textileros colombianos

El contrabando, el dumping laboral y la competencia desleal siguen desnudando la crisis que enfrenta la industria textil nacional. El Gobierno dice que ya hay medidas
para recuperar lo perdido, pero los empresarios advierten que el sector ‘pende de un hilo. ¿Cuáles son las salidas?

Publicado

on

Foto: Getty Images

Son varios los rostros los que han desnudado la crisis que atraviesa la industria textil en Colombia. A decenas de empresarios les ha tocado cerrar de manera definitiva en los últimos meses y a un puñado de madres cabezas de familia buscar nuevas oportunidades. Donde antes se veían retazos, alfileres, máquinas de coser, hilos y muestras, hoy son bodegas vacías y en arriendo, que muestran los estragos de la pandemia y la difícil situación del sector.

Varias compañías se han reinventado, volcando su producción a atender el sector salud o las nuevas tendencias del mercado. Otras, por el contrario, no han podido sostener la operación ni tejer un nuevo camino. De fondo, las cifras son claras y muestran una dura realidad: más de 120.000 empleos perdidos en el último año, un poco más de 6.000 pymes en quiebra, una caída de 22.3 % en la producción y unas ventas, que, muy en línea con todos los sectores económicos, se han hundido hasta registrar un -18.6 %.

Lea también: Tigo pide a Wom el pago de millonaria deuda de Avantel antes que se acabe el mes

La pandemia, tal y como advierten los empresarios, es tan solo la punta del iceberg de toda esta situación. De ahí para abajo están una suma de factores que han puesto al sector a ‘pender de un hilo’ y a exigirle al Gobierno Nacional nuevas medidas que les permita ser más competitivos. Se trata de problemas de vieja data como el contrabando, el lavado de activos, la competencia desleal y la estructura de costos, que no permite que el empresariado colombiano tenga los mismos márgenes que en los países asiáticos.

La Cámara Colombiana de la Confección y Afines ha estado al frente de esta situación durante los últimos años y ha puesto sobre el tapete la discusión. Argumentando que están en riesgo más de 1,6 millones de empleos y alrededor de 70.000 compañías que están constituidas legalmente, Camilo Rodríguez, presidente del gremio, explica que hoy la lectura es crítica, pues solo en 2020 se dio una caída de 24,3 % en la generación de nuevos puestos de trabajo.

“Es una leve radiografía del sector, donde se nota una latente crisis, fruto de una masiva importación de minutos de mano de obra en prendas, contrabando rampante y una excesiva carga impositiva”, explica Rodríguez, en diálogo con Forbes. “Con nuestro costo país, aranceles a materias primas como los hilos, fuera de la mala infraestructura, Colombia está en desventaja”.

Uno de los líos que se ha agudizado radica en las importaciones y la competencia desleal que se ha tejido en las grandes adenas de suministro de esta industria. Gran parte de las prendas de vestir que se consumen en Colombia llegan de países asiáticos como Bangladesh, Vietnam, Laos, Cambodia, Myanmar y China. En estos destinos, el brazo del Estado interviene con incentivos al pago de servicios públicos, beneficios al exportador y créditos subsidiados, lo que permite cuadrar costos y ofrecer un producto a bajo precio, muy por debajo al que se produce en el país.

A esto se suma, incluso, un componente adicional que no permite cuadrar la estructura de costos: mientras en Bangladesh, por ejemplo, se paga alrededor de US$50 al mes por jornadas laborales de ocho horas diarias, en Colombia el salario mensual es de US$400 por el mismo periodo de trabajo. “Son salarios de hambre seis veces más baratos”, advierte Rodríguez, quien añade que esta diferencia constituye un dumping laboral, que no permite competir bajo las mismas condiciones de mercado.

Lea también: La farmacéutica colombiana que llegará a las grandes ligas en Wall Street

“Con nuestro costo país, aranceles a materias primas como los hilos, fuera de la mala infraestructura, Colombia está en desventaja”.

Camilo Rodríguez, presidente de la Cámara Colombiana de Confecciones y Afines.

Para el gerente general de Patprimo, Guillermo Criado, las reglas de juego de algunos países orientales y africanos van en línea con el desarrollo industrial del sector. Con las tasas de interés a los créditos, el valor del kilovatio hora y la mano de obra barata, una sola prenda cuesta hasta 6.000 pesos menos en China, que en Colombia. Esto sin duda pone en desventaja a los empresarios locales, que no han logrado soportar estos costos.

“Pedimos que se busquen instrumentos arancelarios, que permitan equilibrar la cancha de juego”, dice Criado, y agrega: “El sector está pidiéndole al Gobierno que haga unas normas que cuiden la industria nacional y los empleos. Es decir, generar condiciones para que la industria nacional no sea afectada por la importación de estos países”.

Pero este flagelo no es el único que afronta el empresariado. Hoy, una de cada tres prendas que se venden en el mercado nacional son de contrabando, lo que en cifras gruesas serían alrededor de $690.000 millones, según cifras de Inexmoda. Esto no solo se da por la evasión de impuestos, sino además porque se establecen empresas de papel, que importan productos a precios irrisorios a través de subfacturación. Es decir, para pagar menos aranceles al ingresar las prendas al país.

La entrada de todo este tipo de productos ha ampliado el déficit comercial del sector, agravando la sostenibilidad empresarial, advierte Criado y Rodríguez. ¿La razón? Mientras en 2020 se importaron US$1.684 millones, solo se exportaron tan solo US$512 millones. “Generamos tres veces más empleo en Asia que en nuestro país y así es muy difícil sostener la operación”, dice el presidente del gremio.

Lea también: Ahora sí: Wom se fusionará con Avantel para robustecer el operador móvil

Pese a la fortaleza operativa y financiera, la crisis al parecer también le toca las puertas a las pequeñas y a las grandes. Una muestra de esto es que, si bien Fabricato y Coltejer solo están en el negocio de producción de tela y no las confecciones, han mostrado resultados muy en línea con la dinámica del sector. En 2020, por ejemplo, Coltejer registró pérdidas por $94.000 millones, mientras Fabricato por $82.391 millones.

Gustavo Lenis, presidente de Fabricato, le explica a Forbes que la mayor afectación se da en el sector de confecciones. “Es imposible igualar los gastos inherentes a la operación, pues los salarios con prestaciones sociales son más altos en Colombia, que en India y China. El lío radica en la fábrica, pues es un problema de costos, que debe ser revisado con nuevos aranceles”, señala el directivo de la compañía nacional.

El dilema

El Gobierno Nacional es consciente de la situación y ha trabajado en ejes estratégicos que permitan equilibrar la cancha y dar un respiro a los empresarios. Estas decisiones, que se han tomado desde el despacho del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, incluso antes de la pandemia, han sido bien vistas por algunos, pero rechazadas por otros. Todo esto viene, de hecho, desde el Plan Nacional de Desarrollo cuando se incluyeron los aranceles en los artículos 274 y 275 en el Decreto 1419.

La norma establecía un aumento del 15 % al 37,9 % para las importaciones de prendas cuando su precio fuera inferior o igual a US$20 por kilo. De ahí para arriba, el impuesto sería del 10 %, que representaba más de US$3 por kilo. Aunque en su momento fue una decisión celebrada, generó polémica en algunos sectores y fue demandada. Así, a dos meses de iniciar la pandemia, la Corte Constitucional declaró inexequibles estos impuestos al argumentar que solo el presidente podía eliminarlos y no el Congreso, pues así había quedado en la norma.

A lo largo de esta pandemia, el Gobierno se sentó de nuevo con varios actores del sector privado y público. En medio del declive en ventas, a causa del coronavirus, se organizaron y estructuraron nuevas propuestas para tejer la recuperación del sector. José Manuel Restrepo, ministro de Industria cuando se hizo esta historia, le explica a Forbes que se concretó una estrategia de varios puntos que permitirá el desarrollo del sector. “Hay una agenda de trabajo que incluye temas de compras públicas, acceso y elementos de protección, promoción de exportaciones, fábricas de productividad e internacionalización”, dice el alto funcionario.

Lea también: WarnerMedia y Discovery se fusionarán para competir juntos en streaming

El Gobierno construyó de nuevo unos aranceles y hace unos días publicó finalmente la norma. Se trata del Decreto 414, que establece un arancel del 40 % ad valorem a las importaciones de confecciones cuando el precio declarado sea inferior o igual a US$10 por kilo. Además, fija un arancel del 15 % ad valorem más US$1.5 por kilo. Restrepo explica que son el resultado de las recomendaciones del Comité de Asuntos Aduaneros, Arancelarios y de Comercio Exterior (Triple A), y están en línea con las acciones de protección nacional que se han tomado en América Latina.

“Es imposible igualar los gastos inherentes a la operación, pues los salarios con prestaciones sociales son más altos en Colombia, que en India y China”

Gustavo Lenis, presidente de Fabricato.

“En Comercio exterior éramos conscientes de modificar la estructura arancelaria. Este es un sector muy golpeado por la pandemia y genera mucho empleo: el 70 % es empleo femenino, madres cabezas de familia (…) Este Decreto retoma 40 % de arancel para controlar las importaciones que llegan con precios irrisoriamente bajos”, le dice el ministro a esta revista. “También tomamos un arancel mixto, que tiene el objetivo de frenar el contrabando técnico. Busca ser una protección, pues no afecta las importaciones, respeta los acuerdos internacionales y busca equilibrar nuestra estructura arancelaria con la de América Latina”.

A pesar de que el Gobierno alega que la decisión permitirá recuperar la senda de crecimiento del sector, hay voces a favor y en contra de la iniciativa. Rodríguez, de la Cámara de Confecciones, cree que es un Decreto que va en el sentido correcto, pero sigue siendo insuficiente. El dilema al que se enfrentan, cuenta el directivo, es que “hoy la industria necesita una serie de medidas integrales, que le permitan ser un gran motor en la recuperación de empleos”. Es el primer paso, pero no la solución.

En la otra orilla de la discusión están los comerciantes, bajo el amparo de Fenalco. Jaime Alberto Cabal, presidente del gremio, explica que de fondo lo que genera este Decreto es que se eleven excesivamente los aranceles, por lo que se podría dar en un impacto de precios en el consumidor final. De acuerdo con los cálculos de Fenalco, se afectan a los diferentes eslabones de la cadena y a los millones de consumidores colombianos, especialmente de bajos ingresos, que van a tener un incremento de aproximadamente 25 % en el costo del vestuario, el cuarto rubro con mayor peso en la canasta familiar.

Lea también: Cómo un ingeniero irrumpe el negocio de la construcción con contenedores

“Esta afectación se suma al detrimento de los inversionistas, nacionales y extranjeros, los cuales vinieron a Colombia en busca de la necesaria estabilidad jurídica pero que ha sido permanentemente quebrantada en los últimos años”, advierte Cabal.

Restrepo cree que es una decisión apropiada que dará un respiro total a la industria y niega que se eleven los costos de las prendas en Colombia, tal y como lo denuncia Fenalco. “En el análisis técnico que se ha hecho, creemos que no hay tal. La primera razón es que modelos como este se han aplicado en Colombia y no tuvo ningún impacto en precios. ¿Por qué razón? Porque lo que esto genera es una sustitución por la producción nacional”, explica el ministro.

Y agrega: “Aquellos que quieran demandar importaciones,para eso tienen los TLC o los Planes Vallejo, para que puedan tener producción nacional, con insumos al 0 % arancel”. En América Latina varios países han implementado medidas arancelarias permitidas por la Organización Mundial del Comercio (OMC): Brasil tiene un 40 %, mientras México, por ejemplo, un 30 %. El órgano mundial argumenta que la experiencia muestra que estas acciones sí generan un impacto positivo en la industria local. No obstante, se siguen requiriendo medidas adicionales que permitan reducir la estructura de costos a la que se enfrentan los empresarios.

“Éramos conscientes de modificar la estructura arancelaria. Este es un sector muy golpeado por la pandemia y genera mucho empleo: el 70 % es empleo femenino, madres cabezas de familia (…) EL Decreto retoma 40 % de arancel para controlar las importaciones que llegan con precios irrisoriamente bajos”.

José Manuel Restrepo, exministro de Industria.

Las salidas

La industria coincide que la solución no es solo un Decreto que aumenta los aranceles, sino una reforma total que brinde también incentivos para importar materia prima como hilos con 0 % de arancel. Criado, de Patprimo, sostiene que se debería promover un IVA diferencial para el sector, que permita aumentar competitividad y dinamizar el consumo.

Lea también: La encrucijada de los privados para la compra de vacunas contra el covid

Estos planes tienen que ir en línea con la formalización de la industria y con una agresiva estrategia de internacionalización y exportación, tal y como la está ejecutando el Ministerio de Industria y Comercio. “Tenemos que exportar mucho más. La calidad de nuestros textiles y diseñadores es reconocida y contamos con talento y competencias necesarias”, dice Rodríguez. “El objetivo es recuperar el mercado nacional y venderles a los 950 millones de habitantes del continente americano”.

El ministro agrega que ya se trabaja en las llamadas Fábricas de Internacionalización para impulsar las ventas al exterior y el posicionamiento de esta industria en el mundo. Hay retos, sí, dicen los empresarios, pero lo que se busca de fondo es cerrar el amplio déficit comercial en el que está sumido la industria. “En la medida que se va recuperando el ritmo, vemos cómo se pueden gestar nuevos negocios. No es fácil por la problemática que tuvimos en el 2020 (pandemia), pero seguro ayudará a la industria”, argumenta el presidente de Fabricato.

A estas salidas también hay otra gran batalla que se debe ganar: el comercio ilegal. Desde la Cámara de Confecciones, agregan que “generando mayores controles aduaneros y apoyando a la Polfa con mayor pie de fuerza y tecnología”, se podría frenar este flagelo, en medio del nuevo proceso de construcción que se empieza a tejer.

Al final, tal y como le explicó a Forbes el presidente de Inexmoda, Carlos Botero, es una industria resiliente, que se sigue adaptando al cambio, a las nuevas tendencias y al desarrollo de los nuevos canales digitales. “Somos capaces de competir con cualquier producto importado, siempre y cuando llegue en condiciones de legalidad”, dice el directivo, quien concluye: “Hay un terreno ganado, con unos aprendizajes importantes y con retos por sacar adelante. Somos optimistas para lo que viene, pues vemos que ya se están recuperando los consumos de diversificar el portafolio para ser más competitivos”.

Deportes

Si Mariana Pajón fuera un país, estaría por encima de 58 países en el medallero de la historia

Con sus tres medallas olímpicas, la legendaria bicicrosista supera a 58 equipos de países que han ganado al menos una medalla en la historia de los Juegos Olímpicos modernos.

Publicado

on

Foto: EFE.

Para entender porque Mariana Pajón, la consagrada bicicrosista colombiana, se ha ganado un lugar en la historia del deporte mundial, vale saber que si fuera un país, estaría en el puesto 76 del medallero histórico de los Juegos Olímpicos modernos.

Esta casilla estaría arriba de países como Arabia Saudita, Vietnam, Israel, Malasia, Perú y Luxemburgo. Sus tres medallas olímpicas, dos de oro en Londres 2012 y en Río 2016, y una de plata en Tokio 2020 la ubican superando a 58 países que han ganado al menos una medalla en las justas deportivas.

Pajón ratificó en Tokio que tiene alas sobre la pista y que sus sueños de podio parecen no tener fin aunque ya lo haya ganado todo en el BMX mundial.

Para esta tercera medalla ‘la Reina del BMX’ contó con mucha suerte porque de no ser por la covid-19 hubiese llegado en mala forma a las justas el año pasado.

“Para los Juegos Olímpicos yo no iba a llegar al cien por cien físicamente, eso era una realidad. No iba a llegar a medias, pero sí con algunos peldaños faltantes para llegar en un nivel competitivo como quiero siempre”, expresó Pajón a Efe en 2020 al conocer el aplazamiento de las competencias por la pandemia.

La deportista paisa tiene 2 de los 5 oros olímpicos que tiene Colombia y una de las 11 platas que el país ha conseguido en 20 participaciones en los Juegos Olímpicos de Verano. Colombia se ubica, hasta el momento, en la posición número 56 en el medallero histórico de los Juegos Olímpicos.

Seguir Leyendo

Empresas

La apuesta de VTEX para dejar huella mundial

La firma brasileña VTEX abrió sus acciones al público en general con una propuesta de oferta pública inicial (IPO) en Wall Street, y aunque este paso representa un gran logro para la empresa y Latinoamérica, hablamos con la compañía para saber qué beneficios trae y su camino para lograrlo.

Publicado

on

Hace apenas unas semanas la firma brasileña VTEX, proveedora de una plataforma de comercio digital de software como servicio (SaaS) para marcas empresariales y minoristas, anunciaba la intención de lanzar su propuesta de oferta pública inicial (IPO) de 19.000.000 acciones ordinarias de Clase A para cotizar en Wall Street. Con el campanazo en la Bolsa de Valores de Nueva York, a finales de julio, la firma se convirtió en la primera compañía de software proveniente de Latinoamérica que se lista en la NYSE, un hito para la región y que le ayuda a convertirse en el proveedor de comercio digital global para marcas empresariales globales como Whirlpool, AB InBev y Motorola.

Las IPOs, normalmente, son efectuadas por empresas jóvenes que abren sus acciones al público en general. En el caso de VTEX es una forma de expandir el negocio y mostrar que son una empresa global con los más altos niveles de gobernanza, que es uno de sus objetivos dentro de los planes de crecimiento.

Desde su creación, en 2000, VTEX se ha convertido en líder de la aceleración de la transformación del comercio digital en América Latina. En estos momentos la compañía trabaja en su proceso de expansión global y en los últimos cinco años, principalmente, ha estado en los planes hacer parte de la bolsa de valores más importante del mundo.

Durante el campanazo en Wall Street, Mariano Gomide de Faria, co-CEO de VTEX, comentó, “VTEX está liderando el camino para que América Latina se convierta en el punto de referencia mundial para el comercio digital empresarial. Hoy marca solo un paso más para nosotros en nuestra jornada a medida que continuamos expandiendo nuestra huella global y también representa un gran logro para la región de LATAM. Con nuestra cotización pública esperamos inspirar a los emprendedores de los mercados emergentes a seguir elevando el listón en la disrupción mundial de la industria del software”.

El camino de una IPO

Para entender qué sucede desde que una empresa le apuesta a una IPO hasta su puesta en marcha le consultamos a VTEX para conocer el panorama. En realidad, el proceso es como un ciclo en el que intervienen varios actores, cuyo objetivo es obtener capital y fortalecer la compañía. Bancos, casas de bolsa, bolsas de valores, empresas e inversionistas son quienes participan en la puesta en marcha de una IPO.

VTEX explica que se podría hablar de tres etapas: la primera, introducción, donde se realizan las primeras ventas que buscan validar la idea de negocio; la segunda, crecimiento, en la cual las ventas se consolidan y se obtienen mayores ingresos financieros; y la tercera, la de madurez, donde el crecimiento de la compañía es notable, se han estabilizado los ingresos y los riesgos operativos se han reducido.

Sin duda, no todas las empresas logran llegar a un IPO, se requiere un compromiso y trabajo constante de mejora. No se puede olvidar que el camino de la empresa para llegar a este tipo de acciones no es poco. En octubre de 2020, logró levantar US $225 millones en una ronda de financiación Serie D. Gracias a esto alcanzó una valoración de US $1.700 millones y se convirtió en unicornio. Actualmente es una plataforma que tiene más de 2.000 clientes, más de 2.500 tiendas online activas en 32 países, más de 1.200 empleados y 19 sedes operativas para la construcción de tiendas online, integración y gestión de pedidos a través de diferentes canales, y la creación de marketplaces para vender productos de terceros.

¿Qué beneficios trae IPO?

Dentro de los beneficios se destacan el hecho de conseguir una posición más competitiva en el sector. Cuando una compañía ofrece sus acciones al mercado bursátil, de cara a la sociedad, inversores, clientes y proveedores eso se traduce en una imagen de mayor solvencia, credibilidad y confianza. También hay que destacar que cotizar en bolsa supone obtener un mayor beneficio a través de las inversiones de terceros.

En el caso de VTEX han dicho que representa la oportunidad de obtener un reconocimiento global que le permita atraer más nuevos clientes, ayudarlos en su crecimiento, lograr tener un negocio sustentable a largo plazo y aportar valor en diferentes regiones que se enfocan en el sector de ecommerce; además es reconocida por sumarse como aliada de grandes compañías de todas las industrias, acompañándolas y guiándolas en su camino de acelerar su transformación digital y, de paso que la región sea reconocida a nivel mundial y los inversionistas apuesten más por LATAM.

Lea también: Campanazo en Nueva York: VTEX debuta en la bolsa valorada en US$4.700 millones

Otro punto que ha revelado la compañía es que esta es una gran oportunidad para el negocio, ya que en la última década el gasto en ecommerce ha alcanzado los tres billones de dólares y se prevé que alcance los seis billones en los próximos cinco años, según Insider Intelligence.

Como reacción a la pandemia, América Latina fue la región de más rápido crecimiento en el comercio digital en el mundo en 2020 con aproximadamente un 37% de crecimiento interanual y aproximadamente 6,2% de penetración del ecommerce en el retail total, lo que representa un gran mercado sin explotar.

El impacto en el mediano y largo plazo

Con el arranque oficial en Wall Street las expectativas de la firma están centradas en consolidar a VTEX como una empresa de operación global y que aumente su valoración en largo plazo. No en vano tuvo un importante arranque en el lanzamiento de la Oferta Pública Inicial. En el debut, los títulos subieron 32%, lo cual le dio a la empresa una valoración más grande de lo que se esperaba lograr.

Además, VTEX pretende utilizar los ingresos netos de esta oferta para fines corporativos generales, que pueden incluir inversiones para el desarrollo de software, productos o tecnologías, inversiones en la expansión internacional de sus operaciones, financiación de futuras fusiones oportunas, adquisiciones o inversiones en negocios complementarios y mantenimiento de la liquidez.

Por último, Geraldo Thomaz, co-CEO de VTEX ha dicho que la compañía es la columna vertebral del ecosistema de comercio digital con una red de negocios, consumidores, proveedores y socios en LATAM que espera expandirse a nivel mundial con una visión de plataforma única y conectada, lo que los convierte en una opción líder para las empresas como las presentes en el ranking Fortune 500 que buscan un proveedor de comercio digital global.

Para más información:  https://vtex.com/co-es/

https://www.linkedin.com/company/150031/admin/

https://www.youtube.com/channel/UCeWZXlFwIGLpkpSNgxq7GCg

Seguir Leyendo

Deportes

Nairo Quintana inaugura su primera tienda deportiva en Bogotá

La Tienda Nairo tendrá las últimas colecciones de productos de ciclismo y prendas urbanas con las que Nairo quiere imponer una moda para apoyar a los ciclistas de Colombia.

Publicado

on

Foto: Tienda Nairo.

“Yo estoy muy agradecido con todas las personas que me han apoyado a lo largo de mi carrera. Con esta tienda quiero estar más cerca de todos ellos y brindarles un lugar de encuentro donde puedan venir con sus familias a conocer y a disfrutar de todo lo relacionado con este bello deporte que tantas satisfacciones me ha dado”. Con estas palabras, Nairo Quintana inauguró oficialmente su primera tienda física de artículos deportivos ubicada en el Centro Comercial Paseo Villa del Río, en la Autopista Sur de Bogotá.

La tienda Nairo ocupa un local de más de 400 m2 en el cuarto piso del centro comercial y hace parte de una gran terraza de cerca de 14.000 mts2 dedicados al entretenimiento y al deporte. Además de la tienda, en donde se podrán encontrar diferentes artículos para la práctica del ciclismo, tiene un café, un museo con recuerdos de diferentes momentos de la carrera de Nairo Quintana, y estará integrada a una pista de ciclismo para niños para que los futuros ciclistas puedan aprender a montar en bicicleta con total seguridad y también para que las personas puedan probar su bicicleta antes de comprarla.

“Elegí Paseo Villa del Río para abrir mi primera tienda porque este proyecto nos dio la seguridad de poder llegar a una población a la que le hace falta este tipo de tiendas y de entretenimiento. Estaremos con gente del sur de Bogotá, así que será una alegría estar cerca de ellos y que nos visiten. Queremos que la Tienda Nairo, más que una tienda, se convierta en una experiencia para toda la familia y que sea una motivación para que más niños y jóvenes se animen a practicar este deporte”, afirma Nairo.

Foto: Tienda Naira.

La Tienda Nairo tendrá las últimas colecciones de productos de ciclismo y prendas urbanas con las que Nairo quiere imponer una moda para apoyar a los ciclistas de Colombia.

Las prendas para hombres, mujeres y niños son fabricadas completamente en Colombia y son prendas con sentido, con ellas se quieren contar historias, como la colección récord, que destaca sus hazañas en las más importantes carreteras del mundo. Además tendrá un amplio surtido de accesorios y de repuestos y un taller para prestar servicio técnico para las bicicletas.

Esta tienda está ubicada en una de los sectores con mayor densidad poblacional de Bogotá y en su zona de influencia se encuentran cerca de 2.3 millones de personas de las localidades de Bosa, Tunjuelito, Ciudad Bolívar, Kennedy, Puente Aranda, Antonio Nariño y Rafael Uribe. Con su apertura
se generan cerca de 40 empleos directos y cerca de 200 indirectos.

“Quiero que el ciclismo sea para todos y poder ofrecer productos y servicios de una gran calidad y para todos los presupuestos. Mi sueño siempre ha sido poder estar cerca de la gente y con esta, mi primera tienda física, lo estoy convirtiendo en realidad”, agrega Nairo.

Con esta tienda Nairo Quintana continúa con su faceta como empresario la cual venía desarrollando con su tienda virtual y con su Gran Fondo. “Este es un proyecto no solo mío sino de mi familia. Desde hace años hemos venido preparándonos para cuando ya no esté montando en bicicleta competitivamente. Pero sin duda, una de mis grandes motivaciones son los niños, ellos son el futuro de este país y debemos contribuir a inculcarles valores y a que amen el deporte. Este espacio es para ellos y sus familias”, concluye Nairo.

Nairo Quintana es el ciclista con más victorias en la historia del ciclismo nacional, con 18 títulos generales en carreras por etapas, entre ellas el Giro de Italia 2014 y la Vuelta a España 2016, así como cinco carreras de categoría World Tour (Vuelta al País Vasco 2013, Tirreno-Adriático 2015, Vuelta a Cataluña 2016, Tour de Romandía 2016 y Tirreno-Adriático 2017), y 26 etapas a lo largo de 10 años de carrera profesional. Muchos de los más importantes recuerdos de estos momentos estarán en un Museo dentro de la Tienda Nairo, para que cada colombiano y visitante los sienta como propios.

Seguir Leyendo

Negocios

El emprendedor que le lanza un salvavidas a Almacenes La 14

Ante la difícil situación por la que atraviesa La 14, Bruno Ocampo, cofundador de Mi Águila, le contó a Forbes que ayudarán a la organización para digitalizar todo su modelo de negocio.

Publicado

on

Bruno Ocampo y Andrés Blumer, CEO y COO de Mi Águila. Foto: Mi Águila.

El anuncio de la liquidación judicial de Almacenes La 14 movió las fibras de todo un país. Miles de colombianos lamentaron la noticia a través de las redes sociales, el Gobierno Nacional salió a decir que revisarían la forma para ayudarlos y algunos empresarios no solo del Valle del Cauca, sino de todo el país también se pronunciaron. En este contexto, finalmente se conoció que Bancoldex podría otorgar un crédito para darle una solución a sus compromisos financieros.

En la búsqueda de una solución, un emprendedor colombiano ya plantea toda una estrategia para lanzar un salvavidas a la compañía. Se trata de Bruno Ocampo, cofundador de Mi Águila, quien le contó a Forbes en exclusiva que buscarán impulsar la transformación digital de la organización, con el objetivo de evolucionar el modelo de negocio y un respiro financiero.

“Me presento con el propósito de ayudarles a su transformación digital y a salvar la compañía. Es un negocio que no ha evolucionado y tiene muchos problemas. Muchos retailers no han evolucionado y han tenido problemas para subsistir, queremos crear tecnología de punta a punta”, dijo Ocampo.

De acuerdo con el emprendedor, buscan hacer una apuesta de país para ayudar a salvar los más de 2.500 empleos que genera Tiendas La 14. Se trata de una estrategia que adelantará a través de Mi Aguila Commerce 360, una división de la startups que nació en 2020 como respuesta a las necesidades de los retailers que apostaron por agilizar su transformación digital.

“Vamos a ofrecerle a cero costo toda nuestra tecnología para ayudar a salvar La 14. Más allá del interés, el objetivo transformar la empresa con un ecosistema de tecnología”, dice Ocampo. “Este es también un mensaje para los lideres de las compañías tradicionales, que también deben subirse a la evolución y transformación digital”.

Mi Águila otorgará un año de sus servicios gratis a La 14 para impulsar toda sus ventas a través de la web. Hace unos días, el ejecutivo le contó a Forbes que entre sus clientes ya está D1, Alkosto y Auteco, por lo que buscan seguir revolucionando los comercios tradicionales.

“Nuestro sueño de emprendedor es ver cómo puedo empujar y ayudar a transformar a las regiones y a las empresas”, recalca Bruno.

Una fuerte cercana al proceso de La 14 ante la Superintendencia de Sociedades le confirmó esta semana a Forbes que “la situación es difícil”. De hecho, confirmó que el representante legal puso de manifiesto ante “la Supersociedades la iliquidez de la sociedad ante la falta de apoyo del sector financiero, la indecisión de fondeo de los inversionistas y el acompañamiento de proveedores”.

En enero, la Superintendencia, a través de la Delegatura de Procedimientos de Insolvencia, admitió a Almacenes la 14 al proceso de reorganización. El objetivo de este proceso, dijo en su momento, es preservar empresas viables, normalizar sus relaciones comerciales crediticias y llevar a cabo la reestructuración operacional, administrativa, de activos o pasivos.

Seguir Leyendo

Deportes

Colombia gana plata y bronce en el BMX de Tokio 2020

Los colombianos se metieron en el podio en el Parque Ariake de Deportes Urbanos.

Publicado

on

Mariana Pajón obtuvo plata en la final femenina y Carlos Ramírez obtuvo bronce en la final masculina. Fotos: EFE.

El Parque Ariake de Deportes Urbanos fue testigo este viernes de la tercera medalla olímpica consecutiva en el BMX de la ciclista colombiana Mariana Pajón, quien lleva este deporte tatuado en la piel.

La plata que ganó en el Parque Ariake de la capital nipona, tras los oros logrados en Londres 2012 y Rio 2016, se hizo esperar porque el comienzo de la competencia se retrasó por la lluvia que cayó sobre Tokio en la mañana del viernes.

Por su parte, el colombiano Carlos Alberto Ramírez el bronce en la final del ciclismo BMX de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, donde el oro fue para el holandés Niek Kimmann.

Ramírez terminó 1,5 segundos por detrás del vencedor en la final disputada en el Parque de Deportes Urbanos de Ariake, y también por detrás del británico Kye Whyte, plata.

La travesía de Mariana

La nacida en Medellín hace 29 años y a quien en sus inicios los niños contra quienes competía le apodaban ‘Hormiga Atómica’, por su estatura de 1,58 m y su agilidad sobre la pista, es hoy triple medallista olímpica y se quedó a menos de una décima de ser triple campeona.

Pajón ratificó en Tokio que tiene alas sobre la pista y que sus sueños de podio parecen no tener fin aunque ya lo haya ganado todo en el BMX mundial.

Para esta tercera medalla ‘la Reina del BMX’ contó con mucha suerte porque de no ser por la covid-19 hubiese llegado en mala forma a las justas el año pasado.

Mariana Pajón de Colombia compite en la final femenina de BMX en los Juegos Olímpicos 2020, este jueves en el Parque Deportivo Urbano de Ariake en Tokio (Japón). Foto: EFE.

“Para los Juegos Olímpicos yo no iba a llegar al cien por cien físicamente, eso era una realidad. No iba a llegar a medias, pero sí con algunos peldaños faltantes para llegar en un nivel competitivo como quiero siempre”, expresó Pajón a Efe en 2020 al conocer el aplazamiento de las competencias por la pandemia.

Pero la colombiana recuperó su mejor nivel, cerró el ciclo olímpico como número uno del escalafón de la UCI y culminó su preparación en mayo pasado al ganar en Bogotá la tercera y la cuarta válida de la Copa Mundo de BMX.

En esta disciplina, Colombia también estuvo representado en los Juegos de Tokio por el esposo de Pajón, el francés nacionalizado colombiano Vincent Pelluard, y por Carlos Ramírez, que se colgó el bronce hace cinco años en Río de Janeiro y de nuevo hoy en Tokio.

Precisamente el amor que profesa Mariana por el deporte viene de familia.

Su papá Carlos Mario practicó el automovilismo, su mamá Claudia Londoño la equitación profesional y sus hermanos Miguel, ahora su mánager, fue corredor de karts y Daniel también practicó el BMX.

Y su pasión por la adrenalina la ha tenido desde siempre, desde que competía contra niños mayores que ella.

Ni siquiera una fractura en la clavícula a los 5 años de edad la hizo rendirse cuando competía sobre una bici rosada con calcomanías de Barbie, pese a que la mayoría de sus familiares votaron porque se retirara de ese deporte por los riesgos a los que se exponía.

Y con paciencia para sortear las dificultades, la disciplina como norte y practica constante, la maestra Pajón se fue puliendo.

En Argentina logró su primera victoria, en 2000, con solo 9 años de edad, siendo la única mujer en la competencia.

“Me gusta el BMX porque puedo sentir el placer de montar en una bicicleta y así siento la emoción de la vida, de vivir”, lo dice siempre que le preguntan el origen de su amor con ese deporte, con esa sonrisa que emana fuera de la pista y sus expresivos ojos negros que en el partidor solo ven la meta como único objetivo.

“Cuando me enteré de que el bicicrós sería incluido como deporte olímpico, a partir de 2008, comencé a mentalizarme. Mi sueño era ganar una medalla olímpica”, dijo Pajón sin titubear.

Y así, sin dudar ni un segundo en sus capacidades, la número uno del BMX mundial logró en Londres 2012 y en Río de Janeiro 2016 ganar sus primeras preseas de oro olímpicas y le mostró al mundo que en Colombia, aparte de futbolistas, boxeadores y pesistas, también había una mina dorada de bicicrosistas.

Mariana, simplemente, lleva el BMX en la piel. Tal y como lo muestra su muñeca derecha tatuada con los cinco anillos de colores, símbolos de los Juegos Olímpicos, esos que desde el 2008 comenzó a edificar en su mente y que hoy en Tokio 2020 volvió a hacerlos realidad por tercera vez. 

La competencia de Ramírez

El colombiano logró hacer podio en una final marcada por una caída que dejó fuera a varios de sus contendientes que encabezaban el primer tramo de la carrera, disputada sobre una pista aún mojada tras las fuertes lluvias caídas en la capital nipona.

Ramírez repitió así su marca en los Juegos de Río de 2016, donde se llevó otro bronce.

El ecuatoriano Alfredo Campo terminó en quinta posición, con 1,6 segundos de diferencia tras el vencedor, y en una prueba donde volvió a sufrir un accidente el estadounidense Connor Fields, quien partía entre los favoritos al podio y no pudo terminar.

Los ciclistas compitieron sobre pistas aún mojadas después de las precipitaciones que obligaron a posponer la hora de inicio prevista para las carreras de hoy en estas instalaciones situadas en la bahía de Tokio, sobre terreno ganado al mar.

Seguir Leyendo
Publicidad
Publicidad

Destacado