Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Editors' Picks

Cómo una joven convirtió a la fallida Vimeo en una empresa de miles de millones de dólares

Vimeo desperdició su juventud esforzándose por ser una combinación extraña de Netflix y un YouTube sin anuncios. ¿Cómo resurgió? Esta es su historia.

Publicado

on

Anjali Sud CEO de Vimeo. Foto: Getty Images.

El equipo de video de Internet, propiedad de Grupo IAC/InterActiveCorp de Barry Diller, había encontrado un nicho para albergar películas para cineastas independientes que no querían que sus trabajos fueran arrojados al estofado rebelde e impulsado por la publicidad de YouTube. Pero era una pequeña empresa que perdía dinero con ingresos anuales por debajo de los 40 millones de dólares (mdd).

Vimeo estaba depositando sus esperanzas en el floreciente negocio del streaming, apostando a que podría aprovechar su relación con los creativos para construir un servicio de suscripción para competir con Netflix, Amazon Prime y HBO. Contrató a ejecutivos de estudio de Paramount y Hulu y firmó acuerdos de distribución y contenido con Lionsgate, CBS Interactive y Spike Lee para almacenar en el nuevo servicio.

Pero Anjali Sud, entonces directora de marketing de Vimeo de 31 años, tenía la corazonada de que el futuro de la empresa no estaba en los éxitos de Hollywood, sino en las tuberías de Silicon Valley. Su plan: cambiar su enfoque del entretenimiento a los emprendedores.

Lea también: La fintech de esta latina salió con la mayor valuación de la última cohorte de Y Combinator

“Vimeo había sido durante mucho tiempo una empresa de software para cineastas, pero el mercado era demasiado pequeño”, dice Sud, ahora de 37 años. “Había otro mercado mucho más grande: las empresas. Lo que hicieron Squarespace y GoDaddy por los sitios web, podríamos hacerlo con video”.

Ella le presentó la idea a Joey Levin, el CEO de IAC, elegido por Diller. “Anjali dijo: ‘Este es un negocio real que es relevante para una audiencia mucho más grande de lo que nadie piensa’”, dice Levin. Le dio a Sud un pequeño equipo para probar la idea. “Nos gusta encontrar personas inteligentes, talentosas y ambiciosas, arrojarlas a lo más profundo y ver si saben nadar”.

Sud pronto comenzó a dar la espalda, transformando a Vimeo de una reliquia de telaraña polvorienta en el tapón del espectáculo de la cartera tecnológica de Grupo. Una ventanilla única para grabar, editar, almacenar y distribuir videos, Vimeo registró ventas de 84 mdd durante el cuarto trimestre de 2020, un aumento del 54 % con respecto al mismo periodo del año anterior.

Lea también: El ‘Tinder’ que Startupeable busca crear para unir empresas e inversionistas

El trimestre pasado, los suscriptores netos aumentaron en 300.000, hasta un total de 1.5 millones, una ganancia de casi el 25 %. Los ingresos anuales están en camino de superar los 300 mdd. IAC cerró la división de streaming en 2017 y nombró a Sud como directora ejecutiva.

En noviembre de 2020, Vimeo recaudó 150 mdd con una valuación de 2.800 mdd de Thrive Capital y GIC, el fondo soberano de Singapur. Solo dos meses después, obtuvo 300 mdd más, con un incremento de su valoración por casi 6.000 mdd de T. Rowe Price y Oberndorf Enterprises, con sede en San Francisco.

Esta primavera, IAC planea escindir Vimeo (libre de impuestos) para los accionistas. Será la octava división de Diller. Durante los últimos 25 años, IAC ha incubado, rehabilitado, volteado e hilado activos web inadaptados por un valor de 100.000 mdd, incluidos nombres conocidos como Match.com, Expedia y Angie’s List.

Lea también: Emprendedores recompran compañía que habían vendido para proteger a sus empleados

La estrategia ha funcionado: un dólar invertido en IAC en sus inicios en 1995 ahora vale alrededor de $40, y tiene un rendimiento anual compuesto del 16 % frente al rendimiento del 10 % del índice S&P 500 en el mismo tramo. “En la vida digital y sus posibilidades, Vimeo ni siquiera está en la primera ronda”, dice Diller. “Tiene un potencial extraordinario”.

Vimeo debería ser otra separación estrella. En el actual mercado espumoso de software en la nube, Bank of America predice que Vimeo (que IAC intentó descargar a Kodak por alrededor de 10 mdd hace más de una década) podría alcanzar una valoración de 10.000 mdd, aproximadamente el 50 % de la capitalización de mercado actual del Grupo.

Para los clientes, Vimeo es un fumigador de cultivos digital cuyo software les permite difundir videos en las redes sociales, campañas de marketing por correo electrónico, sitios web, mercados digitales y canales de transmisión. Las suscripciones comienzan en 7 dólares al mes por un paquete básico y ascienden a más de 20.000 dólares al mes para implementaciones de grandes empresas en lugares como Amazon y Starbucks.

Lea también: Cómo Bimbau está formando el mayor ‘marketplace’ de construcción en Colombia

Debido a que Vimeo no tiene anuncios comerciales, sus videos están permitidos en medios con publicidad como Facebook, LinkedIn, YouTube, Pinterest y Twitter. Sin publicidad también es vital para la distribución en minoristas en línea como Amazon, Etsy y Shopify. Y los clientes corporativos de Vimeo no tienen que preocuparse por los anuncios aleatorios o, peor aún, los de la competencia que aparecen en medio de su contenido de marca.

Empresas como Deloitte, Pottery Barn, Rite Aid y Forbes utilizan Vimeo para ofrecer videos de formación e incorporación, además de retransmitir en directo eventos corporativos para los empleados que ahora se encuentran en todo el mundo. Mientras tanto, más de un millón de empresas más pequeñas utilizan Vimeo para distribuir publicidad, demostraciones de productos y videos instructivos.

Es posible que Vimeo no haya lanzado su propio canal de transmisión, pero miles más, desde cineastas independientes hasta instructores de pilates, lo utilizan para crear canales de suscripción en servicios de transmisión como Apple TV, Roku, Fire TV y Xbox. Sud dice: “Somos una plataforma de video de 16 años y una startup de software de tres años”.

Vimeo se incorporó a IAC en 2006 como polizón tras la compra de Connected Ventures por parte de Diller, la empresa matriz del sitio de comedia de bajo perfil CollegeHumor. El acuerdo de 30 mdd incluía el estudio de comedia, su sitio de merchandising complementario BustedTees, y Vimeo, el reproductor web de los bocetos del sitio. “Compramos Vimeo casi por accidente”, dice Levin de IAC.

Lea también: Cómo Kahoot está dando dinamismo a las clases virtuales

Durante gran parte de la década siguiente, la compañía trató de ganar dinero con los espectadores a través de un servicio a pedido similar a iTunes y, más tarde, el canal de transmisión y un estudio desafortunado. Nada funcionó realmente. “Vimeo siempre tuvo una crisis de identidad”, dice Sud. “Teníamos una marca y una plataforma increíbles, pero era difícil saber qué hacer con ellas”.

Sud ciertamente tenía la inteligencia y las credenciales para darle un cambio de imagen a Vimeo. Creció como hija de dos médicos inmigrantes en una comunidad india muy unida en Flint, Michigan. Después de que su escuela pública perdió su acreditación, Sud solicitó admisión a 12 internados y entró en la élite Phillips Academy Andover de Massachusetts.

Luego vino un título de Wharton y unos años haciendo fusiones en Sagent Advisors. Más tarde, Sud asistió a la Escuela de Negocios de Harvard y trabajó en Amazon como comprador de juguetes y en marketing en Diapers.com antes de unirse a Vimeo.

Lea también: Dos estudiantes del Cesa convirtieron su proyecto en una empresa que factura $1.200 millones

Un año en el puesto, Sud comenzó a ver cortos publicitarios y demostraciones de productos junto a los documentales y películas de autor habituales de Vimeo. “Se trataba de todo, desde actividades familiares hasta nuevas empresas tecnológicas y el departamento de marketing de las grandes corporaciones”, dice. “Eran tan diversos que tenía que ser una tendencia”.

Descubrió que los nuevos clientes estaban usando Vimeo para publicar videos de marketing en Facebook, Twitter, Instagram y sus propios sitios web. “Había un gran grupo de usuarios a los que nadie estaba atendiendo”. Su equipo desarrolló herramientas para que las empresas carguen logotipos, inserten botones de compra ahora y agreguen captura de correo electrónico a sus videos. Después de un año de sólido crecimiento, IAC agregó a 50 personas más al experimento de Sud.

Mientras el negocio del software se disparaba, el estudio de contenido de Vimeo se desmoronaba. Era imposible competir contra gigantes con mucho dinero como Amazon Prime Video y Netflix, que estaban invirtiendo miles de millones en películas y programas. En el verano de 2017, Levin le dijo a Sud que Vimeo dejaría el estudio y apostaría por el software, con Sud ya como CEO. “Nunca se me ocurrió que me ofrecerían el puesto”, dice. “Le pregunté: ‘¿Es esto una broma?’ E inmediatamente traté de hacerlo bien”.

Lea también: Kaszek obtiene US$1.000 millones para invertir en emprendedores en Latinoamérica

Con un rápido crecimiento (los ingresos aumentaron un 27 % en el último trimestre de 2019), Vimeo vio la demanda avivada por la pandemia. “De la noche a la mañana, el video pasó de ser agradable a una necesidad”, dice Sud. A medida que aumentaba el uso, contrató rápidamente para escalar la tecnología y el servicio al cliente de Vimeo. Hoy cuenta con más de 700 empleados, aproximadamente la mitad en I+D y el resto en ventas, marketing y atención al cliente.

Sud ahora se está preparando para un mundo laboral híbrido poscovid en el que espera que se acelere el dominio del video. Quiere que los eventos y reuniones virtuales sean más interactivos, íntimos y colaborativos. Vimeo también está probando inteligencia artificial para editar imágenes sin procesar en contenido de marketing elegante para industrias como restaurantes y bienes raíces.

Luego está el inminente desmembramiento. Sud dice que la medida facilitará la contratación de talento, la realización de adquisiciones, la promoción de la marca y la venta de servicios a grandes corporaciones. (Y acceder al capital en un mercado que valora a las empresas de software en alrededor de 40 veces las ganancias). ¿En cuanto a pasar de directora de marketing a CEO de una empresa que cotiza en bolsa en menos de cuatro años?

Lea también: ¿Necesitas capital para tu compañía? 500 Startups busca 10 empresas para invertir

“Como mujer, madre y directora ejecutiva de tecnología, soy única en el mundo del software”, dice Sud. “Estoy emocionada de traer mi perspectiva y estilo a la industria. Va a ser divertido”.

Por: Steven Bertoni y Antoine Gara

Editors' Picks

Esta nave espacial impresa en 3D quiere acabar con la hegemonía de SpaceX

Con la misión de encabezar un futuro interplanetario, una compañía estadounidense presentó esta nave espacial reutilizable.

Publicado

on

Terran R es el nombre del cohete totalmente reutilizable e impreso en 3D que fue dado a conocer por Relativity Space, la cual podría acabar con la era hegemónica de SpaceX. La nave espacial que, de acuerdo con la firma, puede construirse en 60 días será capaz de llevar al espacio hasta 20 mil kilogramos de carga.

De esta forma, la compañía californiana quiere convertirse en uno de los actores principales en la futura colonización de Marte y la Luna. Para ello ha patentado un proceso de impresión 3D, en el cual además de software especializado se utilizan materiales exóticos y geometrías de diseño que son imposibles de emplear en la fabricación tradicional.

La nave espacial estará equipada con siete motores de cohete Aeon R, impresos en 3D, capaces de empujar 302 mil libras cada uno y estará lista en 2024 para ser lanzada desde Cabo Cañaveral en Estados Unidos.

Sus grandes capacidades le permitirán competir con el Falcon 9 de SpaceX, el cual puede transportar hasta 22,800 kg de carga útil. Pero la diferencia es que Terran R es totalmente reutilizable, por lo que inaugurará una nueva era de la carrera espacial.

Un futuro interplanetario

Relativity Space se fundó con la idea de liderar el futuro en el espacio mediante el diseño de una nueva clase de naves espaciales con estructuras aeronáuticas complejas, impulsadas por impresión 3D, las cuales permitan edificar una base industrial en la superficie del llamado planeta rojo.

“Creemos que es necesario que haya decenas o cientos de empresas trabajando para construir el futuro interplanetario de la humanidad en Marte. La impresión 3D autónoma y escalable es inevitablemente necesaria para prosperar en Marte y Terran R es el segundo paso de un largo camino que Relativity está planeando encabezar”, señaló Tim Ellis, CEO y cofundador de la firma a través del comunicado en donde se dio a conocer las características de la nueva nave espacial.

La firma asegura que ha conseguido distintos contratos tanto de clientes privados como gubernamentales –entre ellos el Departamento de Defensa de Estados Unidos y la NASA– que podrían utilizar el Terran R en un futuro.

Lea también: SpaceX pone en órbita 52 satélites más para su red de internet Starlink

Seguir Leyendo

Editors' Picks

Afuera de las canchas: los millonarios negocios de los jugadores colombianos

Su talento los ha convertido en estrellas mundiales valoradas en millones de dólares. Ahora que están en la cúspide del deporte, con contratos, patrocinios y millonarios ingresos por campañas publicitarias, buscan diversificar su patrimonio afuera de las canchas.

Publicado

on

El niño inquieto que jugaba entre las palmeras y la orilla del mar, en Necoclí, un municipio ubicado en el nororiente de Antioquia, hoy es una estrella que factura millones de dólares en Italia. A su estilo, ahora celebra los goles junto a Cristiano Ronaldo, en una escena que se repite cada fin de semana. En las canchas, no para de deslumbrar con su talento. Afuera de ellas, tampoco.

Juan Guillermo Cuadrado, uno de los astros de la Selección Colombia, recoge dos facetas: el jugador y el empresario. Ya no solo desborda, engancha y hace remates al arco, sino también concreta goles empresariales. Y no solo lo hace él: James Rodríguez, Falcao García y Juan Fernando Quintero son otros los jugadores del conjunto cafetero, que, desde los últimos años, han apostado a construir un patrimonio afuera de los estadios.

Los tiempos de gloria en el deporte rey les han dejado un saldo de millonarios contratos publicitarios, patrocinios y excedentes para diversificar sus ingresos y fortalecer su portafolio de inversiones. Con acuerdos con Herbalife, Adidas, Subway y Fiat-Chrysler, Cuadrado, por ejemplo, registra un salario diario por US$17.000 al día y US$6 millones al año solo por pagos de la Juventus. Rodríguez, por su parte, devenga US$26.000 diarios o un poco más de US$9.7 millones anuales del Everton.

Lea también: El millonario que pagó por James Rodríguez para que llegara al Everton

Con estas ganancias, el niño de Necoclí, como lo han llamado algunos medios europeos, se ha visto muy activo en el ámbito empresarial con propuestas que van desde lo social hasta la industria textil. Desde hace un tiempo, creó su fundación, así como su marca de ropa, con casa matriz en Medellín, en la que le apuesta a generación de empleo, a través del desarrollo y comercialización de prendas con estilo juvenil.

En esa misma onda está el 10 de la Selección Colombia, quien tras crear su bebida energética hace un poco más de 6 años, ahora posee una empresa de agua mineral. Se trata de Functional Foods, que desarrolló la marca 10Gold, que se distribuye por varios canales y hace parte de la primera carta de aguas de los hoteles Hilton.

Detrás de la estrategia y expansión de la empresa está Mario Rubio, tío de James Rodríguez, quien se negó a dar declaraciones a Forbes. No obstante, se estiman que se venden un promedio de 1.2 millones de unidades anuales, que podrían representar ventas de alrededor de US$640.000 dólares, es decir, US$53.300 mensuales.

“Desde hace buen tiempo quedó atrás el estereotipo del deportista incapaz de manejar inteligentemente lo ganado durante su época de éxitos”, dice a Forbes Diana Osorio, CEO de The Coach, quien advierte que la diversificación de las inversiones de este tipo de jugadores nace, en gran parte, gracias a la educación de los representantes y clubes, que imparten a sus deportistas una proyección desde las categorías inferiores. “El atleta hoy por fin se entiende como una empresa y sabe que sus activos son su cuerpo, su imagen y su performance deportivo, así que los administra como tales y se acompaña por profesionales”.

Al mismo estilo de Rodríguez y Cuadrado, el samario Falcao García también apuesta por los negocios y el ámbito empresarial más allá de las canchas. El goleador histórico de la Selección Colombia no solo creó hace un par de años su fundación, sino además tiene un portafolio divido en inversiones inmobiliarias en Colombia y una firma de publicidad. Juan Fernando Quintero, por su parte, ya anunció el lanzamiento de su marca de ropa, así como un nuevo proyecto que podría ser una cadena de peluquerías de propiedad.

Lea también: Falcao García hizo una generosa donación a un hospital en Turquía

Aunque no hay registros de ganancias o patrimonio neto de estos dos jugadores, Osorio sostiene que de fondo este fenómeno marca una tendencia que está en crecimiento, pues convierten al atleta en un modelo a seguir de marca personal y hace atractivo el mercado colombiano para “que franquicias de eventos deportivos mundiales hagan paradas en el país”.

Su imagen: un millonario negocio

Los millonarios contratos con los equipos, así como los varios negocios que ya consolidan, son tan solo una parte de la ecuación que cuadra la caja de estos deportistas. A estos números que no paran de crecer se suma, incluso, el influencer marketing alrededor de sus imágenes, un fenómeno que se ha dinamizado en los últimos años, de la mano del crecimiento de las cuentas de redes sociales de los atletas.

Lala Prada, head of Strategy & Sales Latam de la agencia de influencer marketing Goldfish, explica que “se constituyen como un tipo de influencers particulares por sus características, lenguaje y, puntualmente, por lo que representan para el país y para sus audiencias”.

Cifras conocidas por Forbes muestran que este tipo de ingresos de los jugadores pueden mover más de US$2,7 millones al año, pues se trata de campañas publicitarias en redes sociales que tienen alto impacto en audiencias clave. James Rodríguez, por ejemplo, alcanza más de 46.5 millones de seguidores en Instagram y se estima que tiene un costo estimado por campaña de US$406.700.

Falcao García logra campañas por US$542.000 millones al año, mientras que el lateral Santiago Arias de US$433.800 millones. Asimismo, Cuadrado logra hasta los US$245.500, igual que Rafael Santos Borre y Davinson Sánchez. Se calcula que Yerry Mina cobra un poco más de US$163.700 por cada campaña de influencer marketing.

“Este negocio los jugadores colombianos han crecido en los últimos años y proyectamos que seguirá al alza”, dice Prada, quien además concluye que, de fondo, “las marcas ya no buscan únicamente tener una figura visible que sea admirada por las personas, sino que también, incorpore su propia voz dentro del desarrollo estratégico y creativo de las campañas”

Seguir Leyendo

Editors' Picks

El millonario ecosistema de las apuestas deportivas

Las apuestas online crecen como espuma y ya registran más de 3.7 millones de usuarios activos. En 2020, se alcanzaron ventas por $8,3 billones, de la mano de 17 operadores. autorizados, que, al filo de la reactivación, ya tienen un plan para seguir creciendo.

Publicado

on

Cuando la multimillonaria Denise Coates compró en enero del 2000 el dominio Bet365.com, algunos miembros de su familia creyeron que era un total disparate. La empresaria, que para entonces tenía 22 años, pidió un préstamo por US$26.898 poniendo en garantía el negocio de su familia. Hoy, dos décadas después, su empresa es la casa de apuestas online más grande del mundo, con más de 31 millones de clientes, 4.300 trabajadores e ingresos que superan los US$3.500 millones.

Coates, que tiene 50,1 % de participación en la empresa y una fortuna que asciende a los US$6.200 millones, según Forbes, se convirtió en la mujer más rica del Reino Unido gracias a una industria que no ha parado de crecer en las últimas dos décadas. Se trata de un negocio que en el mundo ya mueve más de US$300.000 millones al año y en la que hay una serie de actores que le siguen sacando el jugo a los millones de apostadores que se suman a esta tendencia.

El ‘boom’ del parlay, como se le llama a una apuesta combinada de dos equipos de fútbol, ya es una realidad en Colombia y ha permitido que la industria se convierta en un renglón que ya pesa 0,8 % del PIB nacional, según cifras de Coljuegos. Su crecimiento ha ido de la mano de empresarios colombianos y extranjeros, que desde finales de 2016 comenzaron a operar en el país tras recibir la autorización para ofrecer productos y juegos en línea. Desde entonces, las ventas de este negocio se han disparado a tasas de dos a tres dígitos, con ventas de $1.8 billones en 2018, $5.4 billones en 2019 y $8.3 billones en 2020.

“El año pasado se dio un crecimiento en apuestas de más del 73 %, un incremento que continua para el año 2021, pues se refleja el mejor resultado histórico para el primer trimestre, con apuestas por más de $3 billones”, le dice a Forbes César Augusto Valencia, presidente de Coljuegos. “Gran parte de este crecimiento es impulsado por las apuestas deportivas, las cuales han concentrado históricamente el 67 % del total de las apuestas de la oferta online”.

Aunque Coates fundó Bet365 en el 2000, Sportium nació en 2007 y Rivalo salió al mercado en 2013, fue hasta 2017 cuando empezó a florecer el negocio en Colombia. A mediados de ese año, la industria despegó con el ingreso al mercado de Wplay, una firma que, en menos de cuatro años, ha alcanzado más de dos millones de cuentas activas y ha diversificado su portafolio con patrocinios a equipos del fútbol profesional colombiano.

WPlay fue la primera plataforma autorizada para operar juegos de suerte y azar por internet, pero a largo de estos años se han ido sumando nuevos jugadores que se reparten todo el pastel. De acuerdo con Fecoljuegos, la expansión del negocio les ha abierto campo a plataformas como Betplay, Rushbet, Rivalo, MozzartBet, Sportium, Luckia, Zamba, Colbet, Megasuerte, Codere, Betalfa, AquiJuego, Bwin, Betfair, Full Reto y Yajuego.

“El mercado de las apuestas deportivas en Colombia y en la región ha subido considerablemente en comparación a años anteriores”, sostiene Salo Leder, director regional online de Codere en Colombia y Panamá. El directivo, que lidera toda la operación de la empresa española en el país, agrega que este millonario ecosistema ha sido un importante motor de tracción de la empresa en medio de la pandemia. La razón, advierte, el juego online ha crecido en medio del cierre total o parcial de la actividad física en la actividad retail.

El crecimiento del que habla Leder lo han visto en su gran mayoría todas las empresas de este segmento, que no solo hablan de más usuarios activos, más ventas, sino además mayores transferencias al sistema de salud. Con la regulación de 2017, se estableció que por derechos de explotación de movilizarían recursos para financiar la salud de los colombianos, por lo que dichas transferencias han aumentado en estos últimos años: mientras en 2017 eran tan solo $5.000 millones, al cierre del año pasado se llegó a los $94.000 millones.

Cifras de Coljuegos muestran que solo en 2020 se recaudaron $393.827 millones, una cifra que fue destinada para el sistema de salud. “En solo juegos online el recaudo pasó de $68.480 millones en 2019 a $94.196 millones en 2020, lo que significa un crecimiento del 38 %”, dice Everth Montero, presidente de Fecoljuegos, quien añade que para el año 2020 se entregaron $7,7 billones en premios, lo cual equivale a un retorno al jugador cercano al 93 % del total de las apuestas.

Uno de los indicadores que muestran las altas expectativas que tienen las empresas en este sector es la participación de los juegos online sobre el recaudo de los juegos nacionales. Mientras en 2019 era de 10 %, en 2020 se llegó a un 27,1 %. Juan Guillermo Cataño, vicepresidente comercial del Grupo Réditos, destaca que “las apuestas deportivas online han tenido una muy buena acogida en el mercado, por lo que se espera que continúe su crecimiento y modalidades de juego”.

El Grupo Réditos, que opera la marca BetPlay, destaca que solo en 2020 alcanzó un crecimiento del 47,8 % y en 2021 aumentó su base de clientes en 42 %. Según Cataño, en la casa de apuestas ya se realizan más de 330.000 transacciones mensuales en materia de recargas, por lo que espera “aumentar en un 98 % el número de usuarios, con respecto a 2020”. Sus principales inversiones en Antioquia estarán dadas en marketing y relacionamiento con los apostadores de los juegos en línea.

Las nuevas apuestas

En la medida que nuevos jugadores entran a este ecosistema, impulsados por la diversidad de opciones y las nuevas modalidades de juego, tanto en deportes como en casinos online, las empresas detallaron que ya se tiene una caracterización sobre el perfil del apostador colombiano.

Se trata de jóvenes mayores de 18 años, quienes son apasionados no solo por el deporte sino la tecnología. Aunque el ADN que sostiene este ecosistema se encuentra en esta población, advierten que en la medida que se hacen nuevas inversiones y se genera confianza se ha visto que los adultos mayores también vienen entrando masivamente a probar le producto.

Así, bajo este panorama, las empresas enfilan toda su estrategia para robustecer su portafolio con apuestas, casino online y hasta eventos políticos. De hecho, creen que un factor que les permitirá aumentar sus ventas será la Copa América y la Eurocopa, pues destacan que se prevé una dinámica interesante, con incremento de hasta 15 % en las apuestas. Valencia, de Coljuegos, sostiene que este tipo de eventos no solo tienen un gran impacto en la inversión extranjera, sino que “también aumentan considerablemente las apuestas deportivas como suele suceder normalmente con otros campeonatos deportivos a nivel internacional”.

En este plan por captar la atención de los jugadores, y desplegar toda su operación ante la creciente demanda, las empresas advirtieron que se preparan con una estrategia comercial que les permita seguir creciendo en medio de la reactivación económica. A la final, tal y como advierten los expertos, la pandemia sigue contagiando las ganas de nuevos usuarios a entrar en este negocio, por lo que se estima que de cara al corto y mediano plazo se sigan registrando crecimientos que van entre el 20 % al 50 %

Seguir Leyendo

Editors' Picks

Más de 76.000 personas firman para que Bezos no regrese a la Tierra

“No permitan a Jeff Bezos regresar a la Tierra” es el nombre de la petición iniciada hace dos semanas por Ric G., quien se propone lograr 150,000 firmas y situarla entre las más populares de Change.org.

Publicado

on

Jeff Bezos, fundador y director ejecutivo de Amazon. EFE/EPA/MICHAEL REYNOLDS/Archivo

 Más de 76,000 personas han firmado una petición en la plataforma Change.org para que el hombre más rico del mundo, Jeff Bezos, que en julio se propone viajar al espacio, se quede para siempre fuera de la Tierra.

“No permitan a Jeff Bezos regresar a la Tierra” es el nombre de la petición iniciada hace dos semanas por Ric G., quien se propone lograr 150,000 firmas y situarla entre las más populares de Change.org.

Algunos firmantes, entre los cuales hay personas que dicen haber trabajado en Amazon, han dejado comentarios y no son precisamente a favor del multimillonario estadounidense fundador de Amazon, el gigante de la venta al por menor, quien según la revista especializada Forbes posee una fortuna de más de 200,000 millones de dólares, la mayor del mundo.

“Los billonarios no deberían existir ni en la Tierra ni en el espacio. Los que opten por lo segundo, deberían quedarse allí”, escribió alguien.

“Si pueden enviar un billonario a Marte ¿por qué no se llevan a todos allí”, “La Tierra será un lugar mejor en su ausencia” o “Por favor, cohete, no funciones bien”, son otros de los comentarios.

Lea también: Exesposa de Jeff Bezos sigue con sus millonarias donaciones y regala US$2,7 millones

Según anunció el propio Bezos, se propone viajar al espacio el próximo 20 de julio en el primer viaje tripulado de su compañía Blue Origin.

Viajará acompañado de su hermano Mark y lo hará quince días después de dejar el cargo de consejero delegado de Amazon.

“Desde que tenía cinco años siempre he soñado con viajar al espacio. El 20 de julio haré ese viaje con mi hermano. La más grande aventura, con mi mejor amigo”, indicó Bezos en una mensaje de Instagram, acompañado de un video.

Bezos explicó que ver la tierra desde el espacio “te cambia y cambia tu relación con el planeta y con la humanidad” y subraya que toda su vida ha querido vivir esa aventura.

El pasado 26 de mayo, en una reunión virtual de accionistas de Amazon, Bezos anunció que abandonará el puesto de máximo responsable de la compañía el próximo 5 de julio, cuando se oficializará el traspaso del cargo a Andy Jassy.

Así, tendrá más tiempo para centrarse en iniciativas filantrópicas y en la gestión de sus otras empresas, Blue Origin y el diario The Washington Post.

Lea también: Millonarios que han viajado al espacio o que, como Jeff Bezos, planean ir

Bezos fundó en el año 2000 Blue Origin, su empresa de exploración espacial.

El pasado 12 de junio, Blue Origin vendió por 28 millones de dólares en una subasta un asiento para viajar en este primer vuelo tripulado de la compañía junto a Bezos, su hermano y un tripulante.

El nombre del comprador no ha sido revelado.

El dinero de la subasta será donado a la fundación Club para el Futuro, que depende de Blue Origin y está dedicada a fomentar el estudio de carreras científicas con el fin de ayudar a planificar el futuro de la vida en el espacio. 

EFE.

Seguir Leyendo

Editors' Picks

Whitney Wolfe Herd, la joven multimillonaria detrás de la ‘app’ que empodera a la mujer

La empresaria estadounidense se convirtió en febrero en la CEO más joven en sacar una empresa a bolsa en Estados Unidos.

Publicado

on

El pasado 11 de febrero, Whitney Wolfe Herd, una empresaria de Utah (Estados Unidos), se convirtió en la multimillonaria más joven del mundo. Wolfe, que apenas tiene 31 años, es la cofundadora de la aplicación de citas Bumble. Una mujer hecha a sí misma que demandó a Tinder, su trabajo anterior, por acoso sexual y que ahora es la CEO más joven en sacar a una empresa a bolsa en Estados Unidos.

Whitney Wolfe nació en Sant Lake City en julio de 1989. Según The Washington Post, se mudó con 11 años a París junto a su familia y regresó más tarde a EEUU para seguir con sus estudios. Ya en su etapa como estudiante, mientras cursaba Relaciones Internacionales en la Universidad Metodista del Sur, en el Estado de Texas, impulsó dos proyectos. Primero lanzó un proyecto sin ánimo de lucro de venta de bolsas de bambú orgánico. Más tarde, un línea de ropa con el objetivo de concienciar sobre el comercio justo.

Wolfe fue primero cofundadora de Tinder, otra conocida app de citas. Pero su relación con la compañía terminó mal. Denunció que su exjefe y exnovio, Justin Mateen, le había amenazado, enviado mensajes de texto despectivos y despojado de su título de cofundadora de la app. La empresa negó los hechos y el caso se resolvió rápido y de forma confidencial, aunque Mateen acabó siendo despedido.

Lea también: Cofundadora de Bumble se convierte en la multimillonaria más joven del mundo

Bumble y el escándalo Andreev

Poco después, en 2014, la emprendedora conoció a Andrey Andreev, un multimillonario ruso que en 2006 había lanzado Badoo. Fue entonces cuando los dos empresarios pusieron en marcha Bumble. La nueva plataforma seguía la mentalidad de Wolfe, que pensaba que la forma de conseguir las citas, con las mujeres esperando a que los hombres les pidieran salir, estaba desactualizada. Quería renovar las formas anticuadas de ligar. Y por eso en Bumble las mujeres son las únicas que en una conexión heterosexual pueden comenzar a hablar al otro chico. «En Bumble, las mujeres dan el primer paso. Estamos reformando las reglas del juego para cambiar la dinámica a la hora de ligar. Creemos que las relaciones deben basarse en el respeto y la igualdad», asegura la compañía en su página web.

En 2019, sin embargo, Wolfe Herd tuvo que enfrentarse a otro escándalo. Una investigación que Forbes publicó en julio de 2019 reveló acusaciones de una cultura tóxica y misógina en la sede de Badoo en Londres, bajo el liderazgo de Andreev. La noticia chocaba con los principios con los que Wolfe Herd había levantado Bumble. Unos meses más tarde, Blackstone se hizo con la participación mayoritaria de Andreev y Wolfe Herd con el cargo de CEO de Bumble y Badoo.

Tras su salida a bolsa, Bumble se convirtió en la segunda gran app de citas que inició su aventura bursátil tras la salida de Match Group, matriz de Match.com y propietaria de Tinder, en 2015. Pese al crecimiento de Bumble, Match le sigue superando en ingresos anuales. La CEO y fundadora de Bumble posee 21,5 millones de acciones, el equivalente al 11,6% de la compañía. En febrero, tras el estreno en bolsa, las acciones de la app se dispararon y la participación de Wolfe Herd pasó a valer más de 1.600 millones de dólares.

Publicado en Forbes España.

Seguir Leyendo
Publicidad
Publicidad

Destacado