Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Economía y Finanzas

Dólar mantiene tendencia a la baja y cierra en $3.787

La continua subida de los precios del petróleo y la expectativa de la reunión de la Fed para la semana entrante devaluaron a la divisa estadounidense.

Publicado

on

Posible victoria de Pedro Castillo ha generado preocupación en los agentes económicos y ha elevado el tipo de cambio.

El efecto a la baja en los precios del dólar continua en racha, pues la divisa estadounidense cerró la jornada de hoy con un valor de $3.787, cifra que cayó $11,50 con respecto a la Tasa Representativa del Mercado (TRM) vigente para hoy, que fue de $3.799,50.

Dicha cesión de ganancias de la divisa estadounidense, que se expandió en todo el mundo, provocó que el precio del oro subiera 0,5%, a US$1.850,07 la onza, mientras que los futuros del oro en Estados Unidos avanzaron un 0,5%, a US$1.852,10.

Bob Haberkorn, estratega de mercado de RJO Futures, atribuyó las ganancias del oro a la búsqueda de gangas tras las caídas iniciales por debajo del nivel de US$1.850 y al ligero retroceso del dólar.

Mientras tanto,los inversores se posicionaron a la espera de las lecturas de la inflación de Estados Unidos de fines de esta semana para obtener pistas sobre la trayectoria de subida de tasas de interés de la Reserva Federal.

 “No obstante, el mercado sabe que el alza del oro parece estar limitada ahora mismo, a la espera de ver cómo de agresiva será la Fed o si emite alguna nueva declaración”, señaló Haberkorn.

Los inversores esperan ahora los datos de inflación que se publicarán el viernes para obtener pistas sobre la trayectoria de subida de tasas de la Fed. Se espera que se apruebe un aumento de medio punto en la reunión del 14 y 15 de junio.

Al mismo tiempo, el precio del barril de petróleo Brent para entrega en agosto terminó hoy en el mercado de futuros de Londres en US$120,67, un 1,06 % más que al finalizar la sesión.

La cotización del Brent mantuvo la tendencia alcista, a pesar de la percepción entre los analistas de que los altos precios pueden haber comenzado a destruir demanda.

La reapertura paulatina de la economía china, junto con las dudas sobre la capacidad de la OPEP para compensar la caída de la oferta ante las sanciones a Rusia, continuaron impulsando los precios.

Con información de EFE y Reuters

Publicidad
Publicidad