Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Política

Conceden casa por cárcel al exministro de agricultura Andrés Felipe Arias

Arias, condenado a 17 años por el escándalo de ‘Agro ingreso seguro’, deberá pagar unos 5 millones de pesos como garantía dentro del proceso de casa por cárcel. Este no es el primer beneficio que se le otorga al exministro de Uribe, quien también había recibido permiso para estar 72 horas fuera de su sitio de detención.

Publicado

on

Andrés Felipe Arias
Foto: EFE.

Un juzgado de ejecución de penas le otorgó esta semana el beneficio de casa por cárcel al exministro del gobierno Uribe, Andrés Felipe Arias, quien fue condenado por el escándalo del programa ‘Agro ingreso seguro’.

La decisión se tomó en el marco de una petición que había hecho la defensa de Arias hace dos semanas. En ella, se exponía el deseo de Arias de seguir respondiendo desde su casa por el proceso judicial por el cual Arias fue condenado a 17 años de prisión.

Lea también: Fiscal argentino pide 12 años de prisión para vicepresidenta Fernández de Kirchner por corrupción

Ahora, tras la respuesta positiva del juzgado, Arias deberá pagar cinco salarios mínimos (unos 5 millones de pesos) que aparecen como garantía dentro del acuerdo de casa por cárcel.

Este no es la primera vez que el exministro recibe algún tipo de beneficio. Antes ya había sido favorecido para salir por 72 horas del sitio de detención, situación que generó polémica al hacerse viral un video en donde Arias llegaba a la casa de sus seres queridos.

De hecho, actualmente está redimiendo sus 17 años de pena con trabajo y estudio, a la par de las rebajas que desde el año 2019 ha obtenido por cuenta de decisiones de un juzgado de ejecución de penas.

En 2014 Andrés Felipe Arias fue condenado por la Corte Suprema de Justicia por las irregularidades que se encontraron dentro del escándalo Agro Ingreso Seguro. El alto tribunal evidenció que el entonces funcionario puso las funciones públicas al servicio de intereses particulares con “decisiones discrecionales, con las cuales se prohíja la corrupción y el desgreño administrativo”. Por tal motivo, en un fallo de 409 páginas, la Corte lo condenó por los delitos de contrato sin cumplimento de requisitos legales y peculado por apropiación.

Publicidad
Publicidad