Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Capital Humano

Con nueva ley, prácticas profesionales contarán como experiencia profesional en Colombia

Esto incluye pasantías, monitorías, años rurales, judicaturas, monitorías, y entre otros procesos, proyectos de investigación.

Publicado

on

Trabajo

En último debate, la Cámara de Representantes aprobó una nueva ley que pretende  que las prácticas profesionales sean tenidas en cuenta como experiencia laboral.

Esto incluye pasantías, monitorías, años rurales, judicaturas, monitorías, y entre otros procesos, proyectos de investigación.

“Con esta ley vamos a garantizar que los jóvenes logren ingresar al mercado laboral y que se acaben esas excusas absurdas, que nos daban todos los días, de que no contaban con experiencia laboral”, señaló el senador de Cambio Radical Richard Aguilar.

Con esta norma se deben desarrollar políticas públicas que beneficiarán a 1.43 millones de jóvenes entre 18 y 28 años, quienes tendrán más oportunidad de conseguir empleo y mejores oportunidades también en el sector rural donde el desempleo es alto.

“Además garantizando un subsidio de alimentación y transporte”, expresó la representante Ángela Sánchez.

La iniciativa estaba en riesgo de hundirse, sin embargo, las plenarias de Senado y Cámara la salvaron en su último debate.

Capital Humano

¿Home office marca el fin del auge de grandes edificios de oficina?

La Comisión Central Inmobiliaria (ZIA) pronostica que en un escenario pospandemia habrá más personas que trabajen desde su casa, lo que reducirá a un 20% la demanda de superficie de inmueble.

Publicado

on

DW.- Con la llegada del nuevo coronavirus, muchos empleados cambiaron su lugar de trabajo tradicional, en la oficina, por el trabajo remoto desde casa. Según una encuesta del Instituto Alemán de Investigación Económica (DIW), a comienzos de abril, más de un tercio de los encuestados respondió que trabaja en parte o completamente desde su hogar. Antes de la pandemia, lo hacía solo un 12%.

Pero ¿qué traerá el futuro? En las grandes empresas de tecnología de Estados Unidos, donde se invirtió mucho dinero en inmensos complejos edilicios de oficinas, parece haber un cambio de mentalidad.

El director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, calcula que, dentro de 10 años, uno de cada dos trabajadores de esa red social se desempeñará desde su casa. La plataforma Twitter planea dar luz verde a sus empleados para el teletrabajo de forma permanente. También la automotriz francesa PSA evalúa declarar el teletrabajo para personas que no se desempeñan en la producción como una nueva “característica” laboral de la empresa. Cerca de 10,000 empleados estarían afectados por esa nueva norma.

Estos no son casos aislados, de acuerdo con los resultados de una encuesta del gigante inmobiliario Cushman & Wakefield, para la cual fueron consultadas 300 compañías en abril de 2020. Un 89% de los encuestados piensan que la tendencia al teletrabajo seguirá también luego del final de la pandemia de coronavirus.

Las probabilidades de que eso suceda también son grandes en Alemania. Uno de cada tres trabajadores se desempeña actualmente en su oficina, confirma la Comisión Central Inmobiliaria alemana (ZIA, por sus siglas en alemán). Además, la cantidad de empleados de oficina seguirá aumentando en el futuro.

¿Más home office y menos oficina?

La ZIA pronostica que también en la pospandemia habrá más personas que trabajen desde su casa. Por lo tanto, la demanda de superficie inmueble para oficinas disminuirá en hasta un 20% en Alemania, lo que tendrá consecuencias en los alquileres, que están aumentando desde hace una década en este país.

También se prevé que habrá más oficinas vacías. Pero eso no sería tan negativo, explica a DW Andreas Wende, de la ZIA: “En los últimos tiempos apenas había edificios vacíos en las grandes ciudades”. Incluso hay proyectos en grandes ciudades que ya están previamente alquilados por tres años, explica Wende.

Foto: Jornada Productora / Unsplash

Desde 2010, en Alemania hay cada vez menos oficinas vacías. Antes de la crisis del coronavirus, había un 2.9% de inmuebles de oficinas desocupados. Demasiado poco, opinan los expertos, ya que solo a partir de un 5% las empresas tienen suficiente margen como para expandirse o mudarse. “La evolución actual conducirá a que volvamos a tener nuevamente un porcentaje positivo de un 5 a un 7%”, estima Andreas Wende.

La situación en Alemania no será crítica por eso, ya que “la economía alemana posee una gama demasiado amplia como para que eso la afecte”.

Aumento de exigencias en los puestos de trabajo

También el experto en negocios inmobiliarios Günter Vornholz cree que, en el futuro, también en Alemania más personas trabajarán desde su hogar. Sin embargo, estima que el número de personas que lo hagan aumentará solo ligeramente.

Ya en la actualidad, la cantidad de empleados en teletrabajo disminuyó claramente, explica Vornholz, profesor de Economía Inmobiliaria en la EBZ Business School de la ciudad de Bochum. Además, el cambio a la modalidad del trabajo remoto tampoco es fácil para muchas empresas. “Por el momento no se llevan a cabo verificaciones de las oficinas en los hogares, pero hay ciertas reglas sobre cómo debe ser un lugar de trabajo remoto”, aclara el experto. “Por ejemplo, trabajar sobre la mesa de la cocina no está permitido, según las normas de la Mutual Profesional”.

Independientemente de cuántos empleados vuelvan a trabajar a las oficinas de la empresa, también las exigencias con respecto a los lugares de trabajo en ellas han cambiado debido al coronavirus. Jes Staley, presidente del banco británico Barclays, lo describe así: “Hacinar a 700 personas en un edificio podría ser cosa del pasado. Deberemos encontrar caminos para poder trabajar a distancia por un tiempo mucho más largo”.

Es decisivo cuánto tiempo necesita la economía para recuperarse

La demanda de superficies para oficinas no caerá de la noche a la mañana porque las empresas no abandonarán sus edificios de inmediato, opina Sven Carstensen, de la consultora económica Bulwiengesa. Tampoco es seguro si todos los empleados pueden y quieren trabajar a largo plazo de forma remota, advierte. “Habrá regulaciones más flexibles, pero los empleados no trabajarán exclusivamente desde su casa”, asegura.

Desde su punto de vista, el desarrollo del mercado inmobiliario depende más bien de cuán velozmente se recupere la economía. “¿Crearán las empresas más puestos de trabajo o los suprimirán? De eso depende la demanda de oficinas”, sostiene Carstensen.

Foto: CoWomen para Pexels

En general, la consultora Bulwiengesa, que también presta servicios al Bundesbank, calcula que este año habrá una clara disminución en los alquileres de inmuebles para oficinas. “Muchas empresas están evaluando si no deberían aplazar sus planes de mudanza”, subraya el especialista.

Según Carstensen, en tiempos inciertos, a nadie le gusta invertir, y por eso, este 2020 no será un buen año para el mercado inmobiliario orientado hacia las compañías, en especial, en lo referente a los alquileres. Vornholz, por su parte, resalta que uno de cada tres empleados en Alemania cuenta con un oficinas individuales, y que eso seguirá siendo así. “Si la crisis del coronavirus no dura demasiado, y se continúan tomando buenas medidas políticas, no creo que los alquileres de oficinas cambien demasiado”, afirma.

Este contenido se publicó originalmente en DW.COM y puedes ver esa nota haciendo click en el logo:

DW banner
Seguir Leyendo

Capital Humano

Adaptabilidad o la audaz manera de navegar lo incierto

En la historia de la humanidad, adaptarnos al entorno ha sido la clave de nuestra subsistencia. Nos ha permitido crear, transformarnos y avanzar a pesar de la incertidumbre y la ignorancia. En estos convulsos tiempos que vivimos, debemos recordarlo.

Publicado

on

Foto: Getty Images.

Por: Santiago Sánchez B.*

El mundo es un bidón de gasolina. La pandemia, la recesión económica, los cambios abruptos del mercado y la crispación social ponen en evidencia que la normalidad puede arder de un momento a otro. Y aunque la ciencia, la tecnología, los algoritmos y hasta los gurús configuren una narrativa de certidumbre, hay mucho de la vida que no sabemos y nos toma por sorpresa.

Habrá quienes refuten que los modelos predictivos tienen más fuerza que nunca. Sin embargo, a lo que no podemos del todo conocer se aúna lo que no nos interesa saber. Entre la ignorancia y la incertidumbre se mueven nuestros planes de futuro. Y aunque la sociedad actual se ha erguido gracias a la información y el conocimiento, todavía nos aqueja una “tremenda ignorancia” según Hans Rosling, cofundador de Gapminder y autor de Factfulness. Y no solo eso, aunque sabemos muy poco, opinamos de todo. Algo que se conoce en psicología como el efecto Dunning-Kruger.

¿Cómo hemos transitado más de dos millones de años así? o mejor aún ¿cómo lo seguiremos haciendo hacia el futuro? La respuesta yace en el conjunto de rasgos que nos permiten acomodarnos mejor al entorno, sin importar lo adverso, cambiante o nuevo que resulte. A eso se le conoce como adaptabilidad.

Esta idea, que no es nueva (desde Darwin hasta Harari han hablado de ella), explica cómo hemos sido capaces de habitar en distintos rincones del planeta, construir sociedades cooperativas, desarrollar culturas, elaborar sistemas e incluso trascender los límites mismos de la biología con el fin último de subsistir. Actualmente, la adaptación es considerada una habilidad esencial tanto en procesos de selección como en ecosistemas de emprendimiento. Existe el coeficiente de adaptabilidad (AQ) e incluso en este 2020 se encuentra entre los soft-skills más relevantes según LinkedIn.

Sin garantías, ni fantasías

Cada crisis populariza determinados conceptos y en el relato pandémico la reinvención ha sido ampliamente invocada. Sin embargo, antes de ser tendencia, el enfoque de una transformación radical ya preocupaba por sus implicaciones a algunos como Marc Freedman, fundador de Encore. En su ensayo The Dangerous Myth of Reinvention señalaba que la eliminación de los “amarres del pasado” es un ejercicio impráctico e irrealizable para la mayoría de nosotros. En su lugar proponía hablar apelar a la experiencia para moverse entre la continuidad y el cambio. Algo en lo que coincide profundamente la adaptabilidad porque, como sentencia un aforismo, tenemos más pasado que futuro.

Aunque estemos obsesionados con el devenir, los planes y las predicciones, el más reciente punto de inflexión colectivo nos ha dejado claro que a veces no alcanzan para asumir lo que nos pasa. Necesitamos un inventario de herramientas para navegar la incertidumbre, debemos centrar nuestra atención en el conocimiento aplicable, en el desarrollo de habilidades, en el uso de información y en la gestión de las emociones para que menos aspectos de la marea nos tomen por sorpresa y que aquellos que no podemos predecir, en la medida de lo posible, no hundan nuestros barcos. 

Es tiempo de evaluar nuestros aprendizajes, fracasos y lecciones para comprender mejor lo que sabemos, podemos y debemos hacer (y lo que no). Con sentido crítico y determinación. Sin garantías, ni fantasías. La adaptabilidad comienza por asumir aquello que escribió Pérez Reverte en un relato sobre la crisis financiera de 2008: «En el mar puedes hacerlo todo bien, según las reglas, y aun así el mar te matará. Pero si eres buen marino, al menos sabrás dónde te encuentras en el momento de morir». 

Contacto:

Linkedin: Santiago Sánchez B.

*El autor co-fundador de Voice (Es), una start-up española de upskilling que ofrece a equipos corporativos y emprendedores conocimiento aplicable en Innovación, Comunicaciones, Marketing y Transformación Cultural.

Seguir Leyendo

Capital Humano

80% de los colombianos quiere seguir teletrabajando después del aislamiento

Esto según un reporte que indica que esa intención es mayor que en otros países como México y Brasil.

Publicado

on

Foto: Pixabay.

No son pocos los que se quieren quedar en casa trabajando, así lo determinó un reporte de SPR-MARCO que consultó la preferencia de los colombianos frente al teletrabajo y el 80% de los encuestados señaló que les gustaría teletrabajar más en en un futuro después de la cuarentena. 

Siga las historias de Capital Humano en nuestra sección especializada

Según la firma, que hizo la misma consulta en otros países, Colombia obtuvo el puntaje más alto de la intención, que en Portugal es de 77%, México 76%, Brasil 72% y por último quedan España e Italia, ambos con 68%. Además, el 54% manifestó echar de menos la vida social en el trabajo, muy similar a los resultados de México con el 56%.

“La pandemia seguramente tendrá un efecto prolongado en el funcionamiento de las industrias a nivel mundial, no solo con la distancia social, sino también con el aprovechamiento de la tecnología, que está desempeñando uno de los papeles más importantes en la continuidad de los negocios. La sociedad en general ha tenido que hacer frente a una crisis que la ha aproximado a la realidad del teletrabajo”, dijo la firma. 

Para el ‘Estudio SPR-MARCO Hábitos de Consumo Post COVID-19’, fueron encuestadas más de 4.500 personas con el fin de identificar la evolución de los hábitos de consumo y comportamiento post-COVID.

“Se requerirá una legislación que se adapte a esta realidad, que ya existía, pero que ahora abarca a la mayoría de la fuerza laboral de las empresas, que está trabajando desde sus hogares”, dice Diego Tovar, CEO de Everis Colombia. “Debemos continuar impulsando el talento, a través de una cultura de trabajo digital inteligente, que abarque los frentes económicos, culturales y organizacionales de eficiencia para que confluya en el talento de los trabajadores y en su preparación para que la reapertura y recuperación se realice de manera inteligente”.

El 63% de los encuestados manifestó que evitará utilizar el transporte público en la medida de lo posible, lo cual traería consecuencias importantes en la movilidad de los ciudadanos y los sistemas de transporte masivo que, según el Dane, movilizan a más de la mitad de los pasajeros del país.

“Los colombianos están dispuestos a seguir teletrabajando, y el reto de las empresas dentro de la “nueva normalidad”, según la consultora tecnológica consiste en potenciar el talento, creando una cultura de trabajo digital inteligente, que ayude a implementar la humanización de la cuarta Revolución Industrial y la Sociedad 5.0”, señaló el reporte. 

Seguir Leyendo

Capital Humano

Cofundador de Reddit renuncia a la junta para ceder su asiento a un negro

También está donando las ganancias futuras en sus acciones de Reddit a la comunidad negra.

Publicado

on

Alexis Ohanian, cofundador de Reddit. Foto: Reddit.

Lo más importante: El cofundador de Reddit, Alexis Ohanian, renunció al junta directiva de la compañía este viernes e instó a que su asiento sea ocupado por un candidato negro, una respuesta directa a las protestas por la muerte de George Floyd, ya que las compañías en todo Estados Unidos enfrentan críticas por publicar declaraciones sin hechos sobre el movimiento Black Lives Matter.

Hechos clave:

  • La junta de Reddit es toda blanca actualmente y está compuesta por tres hombres y una mujer.
  • Ohanian, quien cofundó Reddit en 2005 con su amigo Steve Huffman, dijo que además de renunciar, donará ganancias futuras en sus acciones de Reddit a la comunidad negra.
  • También prometió US$1 millón al campamento Know Your Rights de Colin Kaepernick, una organización que tiene como objetivo informar a los jóvenes sobre sus derechos al interactuar con las fuerzas del orden.
  • A principios de esta semana, Reddit emitió un comunicado admitiendo que todavía tenía trabajo por hacer en la lucha contra el racismo y la violencia en su plataforma, pero todavía era criticada por su exCEO Ellen Pao por no dar de baja al subreddit the_donald, que se popularizó por albergar creencias de extrema derecha.

Siga toda la información de tecnología en nuestra sección especializada

Cita crucial:

“Lo digo como un padre que necesita poder responder a su hija negra cuando ella le pregunta, ¿qué hiciste?” dijo Ohanian, quien está casado con la estrella del tenis Serena Williams, en un video publicado en Twitter que explica su decisión.

Contexto:

Casi todas las principales empresas de los Estados Unidos Han emitido una declaración afirmando su apoyo a los empleados negros o al movimiento Black Lives Matter. Ben y Jerry’s fueron elogiados por su respuesta atribuyendo la muerte de Floyd a la “brutalidad policial inhumana que se perpetúa por una cultura de supremacía blanca”. The Criterion Collection levantó su muro de pago en títulos de cineastas negros y otras compañías han donado directamente a Black LIves Matter.

Pero otros han sido criticados por publicar lo que algunos dicen que son declaraciones vacías o hipócritas. Un empleado de Spotify tuiteó que la compañía era “pasiva” acerca de donar una gran suma a organizaciones de justicia racial. Amazon también recibió críticas por continuar vendiendo tecnología de reconocimiento facial a los departamentos de policía. Y una reunión de empleados de Linkedin, donde los colaboradores defendieron las ideas racistas se presenta como un ejemplo del fracaso de la industria tecnológica para enfrentar el racismo, según The Verge.

El CEO de Twitter, Jack Dorsey, también anunció que donará $ 3 millones al Campamento Know Your Rights de Kaepernick.

Por: Rachel Sandler | Forbes Staff

Seguir Leyendo

Capital Humano

Liderazgo y trabajo en equipo en tiempos de crisis

Los líderes tienen el principal reto en la reactivación de empresas y organizaciones ¿cómo volver a operar con esta nueva realidad?

Publicado

on

Foto: Pexels

La coyuntura actual ha afectado a todos los sectores económicos y sociales, sin importar su naturaleza, pues ha generado una reducción acelerada de empleos, una disminución en el gasto, un cambio en las prioridades de consumo y una transformación de los hábitos de cientos de ciudadanos alrededor del mundo.

Si bien el Covid-9 ha simbolizado una coyuntura difícil para las economías a nivel global, evidentemente, pasará a la historia, como otras pandemias que han ocurrido a lo largo del tiempo, y a la sociedad le quedará el enorme desafío de salir adelante. Por este motivo, los negocios deben empezar – desde ya – a repensar sus formas de trabajo, cómo será la nueva articulación entre los equipos de colaboradores, de qué manera gestionarán su nueva realidad, entre muchas otras cuestiones que pueden surgir.

Lea también: El reto de mantener la empatía y la productividad en épocas de crisis

Un reto clave recae entonces en los líderes, que se verán enfrentados a navegar un panorama incierto, desconocido y para algunos tal vez, aterrorizador. Por este motivo, conocer bien las herramientas para llevar a cabo su labor de forma más estratégica y asertiva, se vuelve un factor fundamental.

Con lo anterior en mente, es importante considerar los siguientes aspectos:

1. Un líder debe saber identificar las habilidades de su equipo

Si tenemos en cuenta el papel del líder en un equipo efectivo, este arranca conformándolo con base en el reto o problema que se debe resolver. En este caso, cómo enfrentar la crisis social, económica y de salud generada por la pandemia; definiendo los roles del equipo según las habilidades requeridas para solucionarlo y así mismo, utilizando su gran capacidad de observación, para seleccionar a los integrantes que tengan dichas habilidades o el potencial para desarrollarlas.

De esta manera, resalta el aporte que cada integrante le da al equipo y empodera a los integrantes para que den su máximo potencial.

La importancia de ese paso inicial es crucial para que las empresas colombianas puedan lograr el avance que necesitamos como país en productividad y así aprovechar la gran creatividad y recursividad que nos caracteriza.

Lea también: Upskilling y reskilling: el futuro de las empresas

2. Un líder no solo da órdenes

El papel del líder es entrenar y guiar hacia los comportamientos y desempeños esperados, por lo cual, se hace necesario que también haga un adecuado seguimiento y evaluación del trabajo ejecutado por el equipo.

En este punto es clave mencionar que el líder interactúa con los demás integrantes del equipo con una actividad específica y no solo da órdenes. A medida que va avanzando el equipo, pone en práctica su actividad de dirigir, para guiarlo hacia el cumplimiento de la meta propuesta.

3. Un líder delega y confía

El líder cumple un papel fundamental: confiar en el desempeño y puesta en acción de las habilidades de cada integrante. Por lo cual, su labor es la de apoyar y dejar actuar al equipo, pues las bases de inspiración, generación de propósito y enfoque, ya fueron sembradas durante el transcurso del proyecto.

En un ambiente empresarial, lo más importante es que el líder del equipo lidere con su ejemplo y sea quien demuestra que las reglas que se fijaron se deben respetar. Así mismo, es igual de relevante definir un propósito inspirador y retador que motive al equipo a lograr un gran desempeño por parte de cada uno de sus integrantes.

Por último, encender ese motor del compromiso de los integrantes para alcanzar ese reto, es transmitirlo de una manera que los inspire y que se den cuenta que su aporte va a ser absolutamente valioso para lograrlo.

Lea también: El impacto de la salud mental en la productividad

4. Elija unos buenos co-equiperos

Por último, lograr que las personas interactúen de la mejor forma y puedan producir un resultado de alto desempeño, se obtiene a través de unos buenos “co-equiperos” que apoyen a poner en marcha el negocio, proyecto o idea; y de la aceptación colectiva de un “contrato de equipo”, que incluya las reglas básicas, los acuerdos y aquellas cosas que podrían ocurrir (incumplimientos a lo acordado) para poder corregirlas y continuar con el desempeño adecuado del equipo.

Salir adelante requiere, indudablemente, de un trabajo en equipo. Algo que ha demostrado la crisis actual es que la mejor solución es unirse y trabajar en conjunto, por lo cual, los líderes se enfrentan a la valiosa tarea de articular, orientar y aconsejar a sus compañeros hacia un camino que es incierto y desconocido. Estamos ante un panorama de miedo y desconfianza, por lo cual, los líderes jugarán un papel fundamental en brindar calma, tranquilidad y un nuevo norte en los diversos sectores.

Desde la academia, los profesores y las universidades podemos aportar al país por medio de investigaciones y análisis sobre el contexto actual; para brindarle a los líderes información mesurada y fundamentada sobre algunas de las implicaciones del fenómeno que estamos viviendo.

Contacto
LinkedIn: Marco Antonio Azuero
*El autor es profesor de la Facultad de Administración de la Universidad de los Andes.

Seguir Leyendo
Publicidad
Publicidad

Destacado