Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Economía y Finanzas

Grado de inversión: ¿Colombia podrá mantenerlo en 2021?

La última vez que el país perdió el grado de inversión fue hacia finales de los 90, coincidiendo con una de las crisis más fuertes que ha enfrentado el país en los últimos años. Colombia pasó el examen en 2020, pero aún es incierto el panorama en 2021. ¿Qué viene?

Publicado

on

Calificadoras

No es un secreto que 2020 entrará al listado de los peores años para la economía colombiana y del mundo por la crisis que ha desatado la pandemia del coronavirus. Este año dejará secuelas importantes en los principales indicadores del país y con ello atrae el riesgo del que nadie quisiera ser víctima: perder el grado de inversión en medio de un proceso de recuperación.

Para entender mejor el panorama hay que recordar que dos de las tres principales calificadoras de riesgo tienen en el radar al país monitoreando sus niveles de deuda, de déficit fiscal, entre otros factores macro y fiscales que de no mostrar señales de mejora podrían traducirse en la pérdida del grado de inversión que haría más costoso el financiamiento del país por su nivel de riesgo de impago.

Actualmente, Colombia tiene una calificación de BBB- en moneda extranjera con perspectiva negativa por parte de Standard & Poor’s (S&P) y Fitch Ratings (a un peldaño de perder el grado), mientras tanto la nota de Moody’s es de Baa2 estable (a dos posiciones de ello).

Pero ¿por qué toda esta discusión? Se espera que antes de finalizar este año Moody’s, la única que falta, dé su pronunciamiento sobre las calificaciones de Colombia. El examen ya lo hizo Standard & Poor’s (S&P) y Fitch Ratings, pero falta la última. Esto es como la universidad o el colegio, se hace un ultimátum, pero si no se ven mejoras, se puede perder el año.

Lea también: Fitch se sumó a la lista: mantuvo la calificación del país en grado de inversión

Algo así es lo que está atravesando el país, la diferencia es que no solo perdería el año el Gobierno, sino la población en general dado que las tasas a las que le prestan al Ejecutivo son las de referencia de las demás tasas del mercado y de los créditos. Esto haría que tanto empresas como personas paguen más por sus deudas, lo que complicaría el panorama de la recuperación.

Con base en este contexto, la pregunta a tratar de responder es qué tan probable es que el país pierda el grado de inversión este año o el otro. Sobre este punto, Daniel Velandia, director de estudios económicos de Credicorp Capital, dijo que para este año la probabilidad es baja, pero para 2021 considera que la probabilidad de que el país tenga un BB+ es del 70%.

“Eso sería explicado por el hecho de que el Gobierno ha reconocido que una reforma tributaria es necesaria por 2 puntos del PIB ($20 billones), pero ese número luce alto y creemos que es difícil en un año preelectoral llegar a aprobar una reforma de ese tamaño”, agregó.

En línea con lo ya mencionado, Laura López, analista de renta variable de Acciones y Valores, comentó que entre las medidas que debe cumplir el Gobierno para evitar una baja calificación a BB+ está ejecutar el plan que le permita aumentar ingresos y reducir gastos, en otras palabras, revisar cómo disminuir la inestabilidad fiscal del país y su déficit. Para ambos expertos, llevar a cabo dicha tarea no se ve fácil de cumplir en el corto plazo.

Lea también: En medio de la crisis, Standard and Poor´s mantiene calificación de Colombia en grado de inversión

En medio de riesgos

En conversación con Forbes, Manuel Orozco, líder analítico de calificación soberana para S&P Global Ratings, “podríamos confirmar la calificación si la respuesta de política económica y su posterior ajuste, contribuyen a estabilizar las expectativas de crecimiento económico y a consolidar las cuentas fiscales de financiamiento externo de la economía colombiana”.

Orozco agregó que “por el contrario, podríamos bajar la calificación si Colombia no logra retomar la senda de crecimiento económico, lo que probablemente se traduzca en déficits fiscales elevados, y un nivel de deuda creciente durante el mediano y largo plazo”. En este punto vale decir que para 2020 el Minhacienda estima una deuda histórica del Gobierno Nacional Central (GNC) del 65,6% como proporción del PIB (más de $650 billones) y esperan reducirlo en 2021 a 60,5%, para lo cual sería clave la tributaria anunciada por el Gobierno para el otro año.

Por su parte, Richard Francis, director encargado de la calificación en Colombia por parte de Fitch, le dijo a Forbes que los dos factores más importantes para la agencia son: un significante repunte del crecimiento en 2021 seguido por la tendencia de crecimiento en el mediano plazo arriba del 3%; segundo, una consolidación fiscal consistente que reduzca la carga de la deuda a través de un plan fiscal confiable, una reforma tributaria y el retorno a la regla fiscal en 2022.

Vale recordar que por la magnitud del choque de la crisis, la regla fiscal que ha servido como un mecanismo de control a las presiones de gasto, fue suspendida entre 2020 y 2022 para poder gastar lo necesario pese a la caída de los ingresos tributarios. Con ello, el déficit fiscal puede tocar los niveles que se esperan para este año, las cifras oficiales estiman -8,2 % del PIB (un poco más de $80 billones), pero cálculos de investigaciones económicas de Corficolombiana esperan que bordee el 9%, mientras que para 2021 estiman un déficit de 6,5% del PIB y el Gobierno uno de 5,1%.

Lea también: No nos tiembla la mano a la hora de endeudarnos por la recuperación: Carrasquilla

¿Qué dice Moody’s? La firma le explicó a Forbes que la última acción de calificación para el gobierno colombiano fue el 23 de mayo de 2019 cuando cambió la perspectiva a estable desde negativa. Frente a ello, expresaron que una perspectiva estable indica una baja probabilidad de cambio en la calificación en el mediano plazo. Agregaron que después de la asignación inicial de una perspectiva estable, un 90% de las calificaciones no experimenta ningún cambio de calificación durante el siguiente año.

De acuerdo con Velandia, si el país pierde el grado de inversión, “en el corto plazo, de aquí a 2022, no vemos un gran impacto. Hemos hecho análisis que nos permiten concluir que ya la pérdida del grado de inversión está en buena parte incorporada en el precio de las acciones, del dólar, de los TES y en ese orden de ideas no sería tan negativo probablemente porque el mercado ya lo está descontando”.

En el mediano y largo plazo el país tendría que pagar mayores costos de financiamiento, lo que terminaría siendo negativo para el crecimiento económico, añadió Velandia. Para la analista de Acciones y Valores, se podría ver una mayor volatilidad en la tasa de cambio por el entorno de riesgo local que se podría reflejar en salida de capitales.

La tarea es clara si se quieren evitar riesgos a la baja en los próximos ajustes: crear estabilidad fiscal y macroeconómica.

Siga toda la información de economía y finanzas en Forbes Colombia

Economía y Finanzas

MiBanco y BID Invest emiten bono social de género por $112,5 millones

Es el primer bono social de género emitido públicamente por una entidad microfinanciera en Colombia

Publicado

on

MiBanco, empresa del Grupo Credicorp, emitió un bono social de género por $112,5 millones, siendo el primero de su tipo desde una compañía de microfinanzas en Colombia.

Como parte del proceso de la emisión del bono, BID Invest asesoró a Mibanco en el diseño del marco metodológico de uso de fondos, que contiene los criterios de selección, monitoreo y evaluación de proyectos, alineados con los principios de bonos sociales de la Asociación Internacional de Mercados de Capitales (ICMA por sus siglas en inglés).

“Es motivo de orgullo que hoy Mibanco se convierta en la primera entidad microfinanciera de Colombia en ser escogida por BID Invest para la compra de bonos temáticos, lo que ratifica la confianza sectorial en nuestro trabajo””, señaló el presidente de Mibanco Colombia, Gregorio Mejía.

Los recursos provenientes de la colocación de los bonos, operación que fue estructurada por Credicorp Capital, serán utilizados para financiar el crecimiento de la cartera de microempresas que sean lideradas y de propiedad de mujeres en Colombia.

Desde lo operativo, el directivo comentó que estos recursos servirán como impulso para cerrar brechas de género en el acceso al crédito y promover una mayor inclusión de las mujeres microempresarias al sistema financiero.

Mibanco también atenderá a las microempresas lideradas y propiedad de mujeres a través de un nuevo producto de crédito llamado “Mujeres Pa’lante”, enfocado en la inclusión financiera de microempresarias que buscan un financiamiento ágil para la inversión en activos fijos y capital de trabajo.

Siga a Forbes Colombia desde Google News

Seguir Leyendo

Economía y Finanzas

Dos de tres días sin IVA para 2022 serían 48 horas antes de elecciones

Las dos primeras jornadas coinciden con elecciones al Congreso y segunda vuelta presidencial, respectivamente.

Publicado

on

Ayer se supo que los tres días sin IVA que tendrán lugar en 2022 serían el 11 de marzo, el 17 de junio y el 2 de diciembre. Pese al entusiasmo de estas jornadas en lo que a reactivación económica se refiere, desde el ámbito político han surgido preocupaciones al respecto, sobre todo si se tiene en cuenta que dos fechas coinciden con la agenda electoral.

Se trata de las jornadas del 11 de marzo y el 17 de junio. En el primer caso, el día sin IVA se celebraría apenas dos días antes de las elecciones del Senado, la Cámara de Representantes y las consultas internas de las coaliciones presidenciales. En el segundo caso, el margen es similar, pues dos días después se define el nuevo mandatario de la nación con la segunda vuelta presidencial.

Según informó la ministra de Comercio, Maria Ximena Lombana, estas fechas fueron “concertadas con los comerciantes y que era una coincidencia que se asignaran en días próximos a las jornadas electorales claves por venir”.

Al mirar en detalle las ubicaciones de los dos primeros días sin IVA, el de marzo busca evitar el efecto Semana Santa de abril, mes en el que sectores como el turismo tienen un repunte importante, por lo que desde MinComercio se puntualizó que “debe hacerse” en esa fecha.

En el caso de junio, las razones apuntan a temas tributarios principalmente, que en ese momento existe un “menor dinamismo de recaudo” en comparación con otros meses, según especificó la cartera comercial.

Asimismo, el decreto expedido por el Ministerio de Hacienda detalló que se tomaron en cuenta aspectos como el recaudo del impuesto sobre las ventas para todos los bimestres del año durante los últimos cinco años.

Siga a Forbes Colombia desde Google News

Seguir Leyendo

Economía y Finanzas

Asobancaria estima tasa de desempleo inferior a 10% en 2022

Con la continuidad del proceso de normalización monetaria, la tasa de
interés del Banco de la República llegaría a 5,75% al final del 2022.

Publicado

on

El 2022 será un buen año para la economía colombiana. Así lo proyecta la  Asociación Bancaria y de Entidades Financieras de Colombia (Asobancaria), cuyas proyecciones apuntan a un crecimiento del PIB de 4%, y una fuerte reducción de la tasa de
desempleo, que volvería a estar por debajo de 9,1% en los últimos meses de 2022.

Al mismo tiempo, el presidente de Asobancaria, Hernando José Gómez, destacó que las tasas de interés del Banco de la República seguirán estando por debajo de la inflación en el primer semestre de este año, lo que ayudará a consolidar la recuperación del crecimiento.

Con la continuidad del proceso de normalización monetaria, la tasa de
interés del Banco de la República llegaría a 5,75% al final del 2022, agregó el ejecutivo.

Convierta a Forbes Colombia en su fuente habitual de Economía y Finanzas

Con respecto a la inflación, Gómez detalló que, si bien habría una corrección de la inflación total, esta cerraría por encima del rango meta (4,6%) al final del año. A pesar de ello, se prevé que el consumo de los hogares continuará jalonando la recuperación económica gracias al proceso de vacunación y la disminución del desempleo.

Frente al estado del déficit fiscal, las perspectivas de Asobancaria apuntan a que continuará reduciéndose, lo que permitirá que la deuda del Gobierno no supere el 70% del PIB durante este año.

En cuanto al desempeño de la banca y sus perspectivas, cabe destacar que entre el 24 de marzo de 2020 y el 31 de diciembre de 2021, el sector financiero desembolsó nuevos créditos por $699,78 billones, que corresponden al 69,8% del PIB. De ese total, el 56% se han dado a las empresas.

Asimismo, la cartera creció más de 10% nominal el año pasado y tendrá un crecimiento de 7,8% este año. Sin embargo, la cartera de consumo sería la de mayor crecimiento con un 15,2% a cierre de año.

Siga a Forbes Colombia desde Google News

Seguir Leyendo

Economía y Finanzas

La Dian y el Dane hacen alianza para compartir datos estadísticos

Con la alianza entre las autoridades estadísticas y tributarias, Colombia se convierte en uno de los primeros países del mundo en hacer este tipo de alianzas.

Publicado

on

Alianza de la Dian y el Dane
Foto: Dian

Con la necesidad de mejorar informes como el PIB nacional, el Índice de Seguimiento a la Economía y otras cuentas económicas, las autoridades tributarias y estadísticas de Colombia hicieron una alianza, nueva para muchos países del mundo.

De acuerdo con la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (Dian) y el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane), será un cooperación interinstitucional de entrega de información tributaria que permitirá al departamento estadístico contar con más y mejores insumos para cumplir con los objetivos y funciones de la producción de estadísticas oficiales.

Con eso, Colombia se convierte en uno de los primeros países del mundo en lograr un convenio de este tipo entre la autoridad tributaria y la autoridad estadística. “En el marco del trabajo articulado de las dos entidades, que ha permitido robustecer los datos de comercio exterior, desde 2019 la DIAN y el DANE iniciaron agendas exploratorias para fortalecer el intercambio de información específica y durante 2021 se llevaron a cabo 17 reuniones técnicas con fines estadísticos”, apuntó la Dian en un comunicado.

Lea también: La Dian les pone la lupa a los ‘influencers’ en Colombia

Lo que se viene

“De esta forma, el país acoge los requerimientos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) relativos al proyecto de Distribución del ingreso disponible de los hogares y da cumplimiento a los compromisos establecidos en el documento CONPES 3956 de 2019 Política de Formalización Empresarial, con relación a la elaboración del Índice multidimensionalidad de formalidad”, explicó la Dian.

El director general de la Dian, Lisandro Junco Riveira, indicó que “la información objeto de este acuerdo, será utilizada exclusivamente por el Dane y no podrá ser compartida con las demás entidades que hacen parte del Sistema Estadístico Nacional SEN ni con terceros”.

Por su parte, el director general del DANE, Juan Daniel Oviedo, precisó que el acuerdo contribuirá al fortalecimiento y modernización de la producción de estadísticas oficiales en el país de mejor calidad y precisión a partir del uso de los registros de naturaleza tributaria y su integración con otros registros, censos y encuestas. “Con esta información, el beneficiario directo es el DANE, pero también tenemos unos beneficiarios derivados que son todos los usuarios de nuestros microdatos debidamente anonimizados”.

En ese sentido, cabe apuntar que el Dane deberá guardar confidencialidad respecto del tratamiento de los datos personales y adoptar, entre otras, medidas de naturaleza técnica, humana o administrativa que sean necesarias para otorgar seguridad a la información entregada por la Dian, evitando su adulteración, pérdida, consulta, uso o acceso no autorizado o fraudulento.

Convierta a Forbes Colombia en su fuente de información habitual

Seguir Leyendo

Economía y Finanzas

Rendimientos de bonos EE.UU. a dos años escalan ante panorama agresivo de alzas de tasas

Los retornos de la deuda del Tesoro a dos años subían hasta un 1,208%, situándose en su mayor nivel en casi dos años.

Publicado

on

Los rendimientos de deuda con vencimiento a menor plazo en Estados Unidos se dispararon el jueves, un día después de que el presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell, anticipó un ciclo de varias alzas de tasas de interés para el 2022 fomentado por un sólido mercado laboral y una inflación desbocada.

Los retornos de la deuda del Tesoro a dos años, que suelen reflejar las proyecciones para las tasas de interés estadounidenses, subían hasta un 1,208%, situándose en su mayor nivel en casi dos años.

El rendimiento del bono del Gobierno a cinco años , otro instrumento que refleja el panorama de tasas, avanzó hasta 1,701% en la madrugada, una cota no vista desde diciembre del 2019, aunque más tarde operaba casi sin cambios intradía.

Siga a Forbes Colombia desde Google News

Desde el jueves temprano, los futuros de la tasa de fondos federales empezaron a incorporar en su mayoría la apuesta por cinco aumentos de tasas de interés de la Fed este año, después de comentarios de Powell que alimentaron la percepción de una postura monetaria más agresiva.

Para la reunión de marzo, los futuros de los fondos federales apuntan a un ajuste de alrededor de 31 puntos básicos, mientras el mercado además estima una probabilidad del 20% de que la Fed eleve su tasa referencial en 50 puntos básicos.

La previsión se compara con cuatro alzas previstas por el mercado antes de la reunión de política monetaria del banco central que tuvo lugar el miércoles.

Convierta a Forbes Colombia en su fuente habitual de Economía y Finanzas

Powell dijo el miércoles que hay “bastante espacio para aumentar las tasas de interés sin amenazar el mercado laboral que, según tantas medidas, históricamente está ajustado”.

Pasado el mediodía en Nueva York, los rendimientos de los bonos estadounidenses a dos años subían casi 8 puntos básicos hasta el 1,1683%, al tiempo que los rendimientos de la deuda a cinco años sumaban 1 punto básico a 1,6550%.

El retorno de la deuda a 10 años cedía tres puntos básicos a 1,8119%, mientras que la rentabilidad de la nota del Tesoro a 30 años bajaba 6 puntos básicos a un 2,1016%.

Reuters

Seguir Leyendo
Publicidad
Publicidad

Destacado