Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Tecnología

Invirtieron en el token de “El Juego del Calamar” y los estafaron a todos

Pasó de valer US$ 0,01 a US$ 2.856 en menos de una semana. Ayer lunes, se informaba que los creadores de esta moneda se habían escapado con la ganancia recaudada: US$ 2.8 millones.

Publicado

on

El precio de la criptomoneda SQUID, inspirada en el programa El Juego de Calamar (Squid Game) de Netflix, se desplomó el lunes luego de que se reportara que los fundadores anónimos desconectaron el token y se retiraran con las ganancias de todas las personas que invirtieron en la moneda.

SQUID había sido lanzada el martes pasado a un precio de 0.01 y el valor del token había aumentado drásticamente, tal es así que tras solo 72 horas ya valía US$ 4.42, un crecimiento de 44,100%. Para las 12 am de este lunes 1 de noviembre había subido a los US$ 38 dólares, es decir un aumento de 380.000%; pero en un lapso de 20 minutos paso de valer 628,33 a las 3:20 am, a US$ 2,856.64  a las 3:35 am (un crecimiento de 7.500% en tres horas); para luego luego caer un 99,99% a 0.0007 para las 3:40 am.

Lea también: Más allá de Bitcoin: cinco criptomonedas en las que invertir en este ‘bull run’

Este movimiento es conocido como un “tirón de alfombra” donde los desarrolladores cobran rápidamente las monedas por dinero real y agotan el fondo, que no puede sostener su valor.

Los usuarios comenzaron a ser alertados de que los supuestos desarrolladores del token habían terminado el proyecto y habían cobrado aproximadamente US$ 2.8 millones en tokens de monedas Binance, ocultando los detalles de la transacción utilizando un protocolo llamado Tornado Cash. El sitio web de Squid token y las cuentas de redes sociales aparecieron fuera de línea después del accidente el lunes por la mañana. Por su parte, Twitter ya había restringido su cuenta debido a “alguna actividad inusual”.

Las señales de advertencia crecieron rápidamente después del meteórico ascenso del token la semana pasada. Ya CoinMarketCap indicó el viernes pasado que varios usuarios informaban que no podían vender sus tokens en el intercambio descentralizado PancakeSwap.

Impulsado por el fervor masivo entre los inversores minoristas de criptomonedas, el token de Squid se disparó hasta en un 310.000% desde su lanzamiento la semana pasada, aunque se sabía poco sobre el proyecto o sus fundadores. 

Lea también: Elon Musk ganó US$25.000 millones en un día: ahora es el hombre más rico de la historia

El sitio web de la cripto afirmó que su juego en línea basado en Squid Game se lanzaría este mes, pero los usuarios notaron rápidamente que el documento técnico del proyecto (común en la industria de la criptomoneda para detallar las especificaciones de un token) contenía varios errores gramaticales y ortográficos, mientras que sus supuestos fundadores no tenían perfiles en redes sociales. 

Publicidad
Publicidad