Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Empresas

La sostenibilidad no es un tema de moda, es el centro de la estrategia

Las compañías inmobiliarias que no estaban tan convencidas de recorrer el camino de la sostenibilidad están empezando a hacerlo. El hilo conductor parece ser avanzar de una manera expedita y con convicción hacia un nuevo modelo económico que sea sostenible, amigable y responsable con el planeta.

Publicado

on

El Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente reveló que los edificios son responsables de un 38 % de las emisiones globales de CO2 relacionadas con la energía. Por eso cada vez son más las empresas de ese sector que se suman a la mitigación del cambio climático con acciones concretas.

En Colombia una de ellas es Pactia, que opera activos inmobiliarios de oficinas, logística, centros comerciales y hoteleros, y cuya apuesta en sostenibilidad se orienta a proyectos en lo ambiental, social y de gobierno corporativo.

Según Óscar Bernal, vicepresidente financiero y administrativo de Pactia, la compañía empezó a trabajar en este tema desde finales de 2017 cuando crearon el área de sostenibilidad para articular y facilitar iniciativas de sostenibilidad con la participación de las diferentes áreas dentro de la organización como: talento humano, áreas legal, operativa, comercial, financiera, etc. Además, desde hace unos años Pactia presenta su informe de gestión a inversionistas y grupos de interés bajo el estándar GRI.

“Hemos trabajado en cuatro frentes desde la sostenibilidad ambiental. El cumplimiento normativo, llevar los activos a los estándares contractuales de lo que exigen las leyes de normatividad ambiental. Segundo, el uso eficiente del agua y la energía. Tercero, la gestión responsable de los residuos, a través de los proyectos de economía circular, y cuarto, en cambio climático, la disminución de las emisiones de CO2 a través de estrategias de reducción y compensación”, explica el vicepresidente.

Su impacto en los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)

El vicepresidente Bernal explica que Pactia identificó seis de los 17 ODS donde impacta de manera directa, se planteó unos planes de trabajo con indicadores medibles y con equipos responsables que realizan un monitoreo mensual y estos resultados son divulgados en el Reporte Integrado Anual bajo el estándar GRI.

El primer ODS es “alianzas para lograr los objetivos”, un ejemplo de sus acciones es el edificio Buró 4.0 de Medellín, una apuesta por fomentar el ecosistema de innovación conectando a las empresas, el gobierno y las universidades alrededor de retos empresariales y de ciudad.

El segundo ODS al que le apuntan es “energía asequible y no contaminante”. En este se ven iniciativas como su trabajo conjunto con Azimut, una startup de Conconcreto, para la implementación de paneles solares en los activos de Pactia. En apenas dos años lograron que el 8 % de la energía que usan sea con esta solución y esperan en el corto plazo llegar a niveles entre el 10% y 12 %.

El tercer objetivo es “trabajo decente y crecimiento económico”, el vicepresidente Bernal reitera que Pactia es una gran generadora de empleo, con más de 350 personas con contrato a término indefinido y unos niveles de rotación que han disminuido en cargos operativos gracias a acciones en pro del bienestar, con estrategias de entrenamiento, formación y diferentes beneficios. En temas de género la mitad del gobierno corporativo está compuesto por mujeres, y de cada 100 empleados 58 son mujeres.

En el cuarto objetivo “industria, innovación e infraestructura”, han incluido tecnologías como Internet de las Cosas para control eficiente de sus activos, anticiparse a fallas de equipos, y para tener una programación eficiente del uso de recursos en función del tráfico y otros indicadores de monitoreo, etc.

“En un año hemos hecho más de 70 robots que automatizan tareas, estos, en conjunto con otras herramientas como Converzion, han liberado más de 1.500 horas en optimización de procesos. En perspectiva, en 2019 se ahorraron 900 horas, lo que significa un 50 % de mejora de la eficiencia año contra año. Con herramientas como Power Automate la eficiencia mejoró un 30 % y tenemos tres edificios con certificación LEED”, señala el vicepresidente, y suma que han invertido alrededor de COP 5.000 millones, más del 6 % de los ingresos de la compañía, en investigación, desarrollo e innovación.

El quinto objetivo es “ciudades y comunidades sostenibles”, La reducción de huella de carbono de Pactia en los activos operados, a cierre de 2020, fue de un 6 %, es decir unas 200 toneladas de CO2, y a través del programa BanCO2 han compensado más de 1.000 toneladas de CO2 al hacer donaciones para que los campesinos cuiden ese ecosistema en lo que se conoce como pago por servicios ambientales.

Lea también: Pactia sigue revolucionando el mercado de renta inmobiliaria

Trabajan en la empleabilidad de las comunidades cercanas a sus activos, en la cultura de excelencia del cuidado para mejorar la competitividad y el bienestar. Además, Los centros comerciales Gran Plaza tienen un área alrededor de los 175.000 m2 destinados al entretenimiento, lo que influye en las comunidades cercanas, y más cuando sus proyectos suelen orientarse a poblaciones socioeconómicas típicamente excluidas de este tipo de espacios.

El sexto objetivo es “paz, justicia e instituciones sólidas” el vicepresidente subraya la capacitación en la lucha contra la corrupción, y los programas dedicados a fortalecer el control interno y la gestión integral de riesgos.

¿Qué retos vienen ahora?

“Hay cinco retos en la industria. La transparencia y estandarización de reportes en temas de ASG para medir el compromiso y la efectividad de las diferentes iniciativas que se van implementando. El segundo es una economía neutra de carbono que arranca desde la educación de todos los agentes económicos. Tercero, hacerle frente a los riesgos físicos del cambio climático más en activos en zonas vulnerables y de alto riesgo. El cuarto, la digitalización de procesos que generan mejores experiencias hacia el cliente, mayor productividad en la operación y rentabilidad. Y el último, la seguridad de los espacios, los desarrolladores debemos trabajar porque sean agradables, seguros, y superen las expectativas del consumidor”, dice el vicepresidente Bernal.

En 2022 Pactia planea hacerse signataria de PRI (Principios de Inversión Responsable), esto les pondrá presión para ser más sostenibles, les permitirá identificar su nivel de madurez en el sector, validar si la agenda de trabajo es la correcta y definir nuevas acciones que permitan cerrar las brechas y mejorar los estándares.

Este tipo de acciones repercuten en el largo plazo, por ejemplo, en términos de levantamiento de capital. Se ha demostrado que el nuevo capital y el financiamiento llega a las empresas comprometidas con la sostenibilidad, y que cuando las decisiones de un proyecto se toman con criterios de sostenibilidad puede que se necesite una inversión más alta, pero también tendrá más rentabilidad una vez opere.

Por último, el vicepresidente Bernal recalca que sus acciones son el resultado de una estrategia que inició hace cuatro años cuando identificaron los ODS, trazaron sus hojas de ruta con objetivos claros y ahora trabajan por acelerar el trabajo ya que están convencidos de que generar valor para las comunidades y el planeta va mucho más allá de dar utilidades a los inversionistas.

Publicidad
Publicidad