Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Tecnología

¿Descentralización o recentralización? Las dudas que rodean a la promesa de la web3

El profesor de la Universidad de NY, Scott Galloway, y el CRO de VTEX, consideran que aun en la web3 las decisiones son tomadas por pequeños grupos.

Publicado

on

Foto: Unplash.

La web3 es promocionada como la siguiente fase del internet. Promete ser una red más abierta, libre y menos centralizada en las manos de las grandes tecnológicas como Google, Meta, Amazon. El término se acuñó desde hace algunos años, pero es en los últimos meses que se ha puesto más de moda y, por supuesto, ha provocado entusiasmo y escepticismo.

Analistas tecnológicos como el profesor de marketing en la Escuela de Negocios Leonard Stern de la Universidad de Nueva York, Scott Galloway, no ponen en duda el componente de innovación que tiene la web3, pero se muestran más reacios a la promesa de que sea un internet descentralizado que pueda empoderar a los ciudadanos comunes.

Los más idealistas creen que la web3 quitará el poder a los llamados walled gardens, como se les denomina a las grandes plataformas como Facebook, Google o Amazon que guardan su tecnología, información y datos de los usuarios para sus propios fines. Los escépticos creen que la web3 será una especie de recentralización, es decir, nuevos grupos controlando internet.

El profesor Galloway es uno de ellos. En una entrevista colectiva en la que participó Forbes en el marco del VTEX Day celebrado en Sao Paulo, Brasil, el analista consideró que “lo que pasa con la web3 es que es básicamente una falsificación de marketing”. Para él, hay nuevos pequeños grupos que buscan izar la bandera de la descentralización para recentralizar el internet.

Siga la información de tecnología en nuestra sección especializada

“Creo que los jugadores tradicionales son un grupo de personas muy inteligentes que intentan agregar productos y usos descentralizados de utilidad para que puedan centralizar. Bueno, hay la misma concentración de poder y riqueza en Bitcoin y NFT que la que hay en las acciones de Google”, comentó Galloway, quien también es un activo crítico de las grandes tecnológicas que concentran el poder en la web que hoy conocemos, como Google, Facebook o Amazon.

“OpenSea (mercado en línea para el comercio de NFTs) está controlado por un pequeño grupo de personas que tienen una estructura accionaria. Esa no es una metamáscara de descentralización”, apuntó Galloway.

Para el también economista, la promesa de un internet descentralizado es más una estrategia de marketing.

“Creo que Coinbase les dijo a los rusos que no pueden comerciar (criptomonedas), creo que fue una decisión correcta, pero el punto central de una Internet descentralizada, en la que no habría intervención del gobierno, nunca tendrías que preocuparte de que alguien entre. Entonces la web3 debería llamarse Web 2.01”, ironizó Galloway.

Evolución de la web:

  • Web 1.0 (1989-2005): También conocida como Static Web es la primera versión de internet, comúnmente llamada web sintáctica o de solo lectura. Los usuarios accedían a internet para consumir contenido, no eran creadores de contenido.
  • Web 2.0 (2005-presente): La Web Social, o Web 2.0, hizo que Internet fuera mucho más interactivo gracias a los avances en tecnologías web como Javascript, HTML5, CSS3, etc., que permitieron a las startups construir plataformas web interactivas como YouTube, Facebook, Wikipedia y muchas más.
  • Web 3.0: Es la próxima iteración o evolución de lo que hoy conocemos como páginas web. Tiene un potencial disruptivo bastante importante, a la altura de la Web 2.0. La Web 3.0 se basa en la descentralización, la accesibilidad y la usabilidad del usuario.

“La descentralización es en su mayoría una tomada de pelo. Son las mismas personas que intentan ganar mucho dinero. Eso no significa que no será innovadora, pero para su funcionamiento se seguirán requiriendo intermediarios y ciertos estándares que podrían implicar centralización”, apuntó Galloway.

“Un criptohermano es alguien que predica la descentralización para que él también pueda volverse enormemente rico como la web 2.0, por lo que principalmente (la descentralización) es solo una herramienta de marketing”, añadió.

Santiago Naranjo, Chieff Revenue Officer de VTEX –la multinacional brasileña que ayuda a grandes empresas como Whirpool, Samsung o Adidas a montar sus tiendas en línea y robustecer su modelo de comercio electrónico– coincidió con Galloway en cuanto a que hablar de criptomonedas, metaverso o NFTs conlleva algo de estrategia de marketing y que en el fondo se podría tratar de un proceso de recentralización.

En el marco del VTEX Day celebrado el 12 y 13 de abril en Sao Paulo, Naranjo señaló que hablar de “cripto se volvió un tópico, un trending. Todo mundo quiere creer que si habla de cripto va a tener un headline, lo mismo pasa con metaverso. Si le preguntas a un estratega de marketing (te recomendará) hablemos del metaverso”.

Sabe de lo que habla. Naranjo fue gerente de marketing en la agencia de relaciones públicas Offcorss, en Colombia, país de donde es originario.

“No quiere decir que no creo en las criptomonedas, obvio están fuertes. No quiere decir que yo no creo en los metaversos, pero todo tiene su proceso”, matizó.

“Online se demoró 15 años en llegar a los niveles que estamos hoy. Hace 30 años Jeff Bezos hablaba de los drones (diciendo) ‘en 5 años todo va a ser en drones’, pero hoy todavía no se despacha el primer producto en drones ni en Nueva York ni en Los Ángeles”, dijo Naranjo.

Más allá de la crítica a hablar sobre el criptoverso como “una estrategia de marketing”, el directivo de VTEX reconoció que lo que sí está siendo una realidad es que las criptomonedas son una nueva manera de pago con muchísimos usuarios.

“Yo creo que en esa tendencia del web3 todos nos tenemos que empezar a adaptar. Una de las formas en que nos podemos adaptar las compañías con nuestros usuarios es adoptando criptomonedas”, consideró.

No obstante, al igual que Scott Galloway, dijo que observa un riesgo de recentralización en la web3.  “Todavía la descentralización tiene un reto importante. El objetivo es darle poder a los usuarios (…) el problema de las cripto es que aun ellos todavía están centralizados. Un porcentaje superior al 80% las decisiones estratégicas de cripto las hace un pequeño grupo. Se habla mucho de descentralización, pero ellos toman la decisión”, explicó.

Publicidad
Publicidad