Todos los Derechos reservados © 2004 - 2019, Forbes Colombia

Forbes Women

Acerca del acoso en el mundo de startups

En el marco del mes de la mujer, hablamos de los casos de acoso en el mundo de las startups. Un tema del que no se habla pero que está presente.

Publicado

on

Foto: Truora

La siguiente columna es difícil de escribir pero es un tema del que no se habla y se debería. En este mes de la mujer trataremos temas que conciernen al género de la manera más profesional y honesta que podemos. Todo feedback es bienvenido y favor enviarlo a [email protected].  

Hace una semana me enviaron un WhatsApp. Era de no creer. Un cofundador de una startup mexicana en serie A decidió usar su supuesta posición de poder para proponerle a una candidata: “¿cuánto por una noche? ¿3.000?” (unos 150 dólares). Aquí la imagen. 

Lea también: ¿Cómo tener una carrera excepcional en una startup?

Me enteré porque Nathan Lustig, inversionista de Magma Partners, lo compartió a la red de fundadores del portafolio de Magma. “Esto es exactamente lo que nunca permitiremos de nuestros fundadores”. Lo hizo tanto como una invitación a reflexionar como un recordatorio claro: si haces esto te hago echar. Y cuánto me alegró ver ese mensaje.  

Pensé por un momento. Vamos a ver qué pasa, ¿estaremos en Latinoamérica de los 80’s? ¿hemos llegado a un momento de progresividad donde esto es inaceptable? o seguimos en las mismas. Hasta le escribí a la mujer que hizo la acusación y le agradecí por compartir su historia. 

Viviendo en Silicon Valley antes y después del movimiento #MeToo, ha habido un punto de inflexión claro. La tolerancia a este tipo de comportamientos ha cambiado dramáticamente. En EE. UU , al cofundador que tenga este tipo de comportamiento lo despedirán esa misma semana después de una investigación corta. Para mi sorpresa pasó lo mismo en el caso de México,

Pareciera que el reinado del machismo pesado se está acabando en Latinoamérica y entramos a nueva era. 

Lea también: Diez consejos clave para las mujeres emprendedoras

Quisiera que eso fuera verdad pero no nos digamos mentiras. Esto no es el caso. Ni en Latinoamérica ni en Estados Unidos.

Es cierto que ahora hay muchas más investigaciones, más despidos por casos de acoso laboral, líneas de tips y entrenamientos de manejo de personas. Todos esos son avances claros, pero no creamos por un segundo que el comportamiento de industrias completas cambió de la noche a la mañana. O que el matrimonio entre startups y venture capital dejó de ser machista y depredador. Ojalá fuera así. 

Cifras contundentes, por más difíciles de creer para los hombres

Sé que le estoy escribiendo a dos grupos muy distintos. Los hombres, a quienes este tema nos incomoda y en general no creemos en las cifras reales, y las mujeres, que saben muy bien que sí lo son pero no suele hablarse del tema.

En 2016, la reconocida inversionista de Silicon Valley Tray Vasallo hizo una encuesta a más de 200 mujeres que llevaban 10 años o más trabajando en tecnología. Sus conclusiones son impresionantes:

  • 60 % reportaron un avance o proposición con connotación sexual no deseado.
  • 65 % de ellas mencionaron que por lo menos un avance fue hecho por un supervisor directo.
  • 39 % no reportaron el acoso, por miedo a que le haría daño a sus carreras.
  • De quienes reportaron, el 60 % no estuvieron satisfechas con el resultado.

Lea también: Mi hija quiere trabajar en un startup ¿Es una buena idea?

Estos números me parecieron inconcebibles para mí la primera vez que los escuché. Después de preguntarle directamente a varias compañeras sobre si las cifras sonaban razonables dejé de ponerlos en duda. Si eres como yo y no los crees, solo pregunta a una mujer que esté al lado tuyo. 

Un par de historias para explicar este punto

Una vez estaba hablando con un partner de un fondo pequeño en Silicon Valley y me explicó que había tratado de fondear mujeres. Pero que una se había asustado y le dijo un día: “ojalá esto no me quede grande”, un red flag que lo llevó a decidir de inmediato no darle capital porque “no tenía lo que se necesita”. Eso, sumado a que ella le mencionó que en algún momento quiere tener familia, y a sus 32 años seguro iba a pasar pronto.

Vale aclarar, que yo y absolutamente todos los founders que conozco hemos tenido pensamientos claros de que “nos va a quedar grande”. Por otro lado, tener hijos y hacer un startup es absolutamente posible, lo hacen todo el tiempo. Asumir que porque la persona es mujer no va a trabajar igual de duro, es el pensamiento más machista y habla más de sus expectativas de papá que de lo que es posible. 

La historia de este fondo no es increíble. Todas mis amigas fundadoras están asintiendo con su cabeza mientras leen esto pensando: “si supieran”. Los inversionistas ‘despiertos’ piensan “desafortunadamente esto es así, pero están mejorando” y, mis inversionistas piensan “muy valiente gracias por traer el tema, ojalá antes que se acabe este artículo muestres como nosotros somos de los buenos”. Lo son, al final les cuento porqué. 

Una segunda historia en Latinoamérica

Esta semana estoy agarrado con un par de fundadores amigos, porque en dos días consecutivos se pasaron de lisos con mis comerciales. Uno diciéndole por LinkedIn algo como “¿vos si sos una mamasota no? ¿Cuándo hablamos?”. El otro invitándola a cenar y cervezas y cafés para alargar la firma de dos líneas del contrato. 

Lea también: En el emprendimiento es importante que las mujeres se crean el cuento

¿Les parece que estoy exagerando? Pues no. Cuando una mujer de tu equipo se incomoda con los comentarios de un cliente, o con las miradas de un usuario, no es porque sean convencidas o creídas, es porque esa película ya se la saben, ya que llevan años o décadas expuestas a esos comportamientos.

A ellas les toca decidir si tratan de pegarle al KPI y aguantarse los comentarios con una sonrisa o salir a buscar otros clientes para llegar al cierre de mes. Está mal tener que tomar esa decisión. 

Cuando llamé a los fundadores a reclamarles ambos estaban confundidos, arrepentidos, y un poco sorprendidos que yo estuviera armando tanto visaje por un piropo. Pues no, ni mamasita, ni reinita, ni mi cielo, ni nada de eso. Respeta y punto. 

Sé que nuestra reacción es fútil, esto no va a arreglar nada pero ayuda con el sentimiento de culpa. Porque mientras hacemos nuestra compañía nos da pánico tener un negocio en el cual se fomente la depredación. Contrato comerciales jóvenes y a veces los mandamos a la boca del lobo, si las acosan va a ser nuestra culpa. Un piropo no es lo mismo que les manden la mano, pero por ahí empieza. Lo mínimo que podemos hacer es mantener a raya a los founders que conocemos.

Todos y sobretodo todas, tenemos muchas historias. Pero el objetivo aquí no es el escándalo, ni ser controversial. Es alentador ver cómo el mundo está cambiando, y aunque es obvio que en Truora no tenemos la solución, ni pretendemos tenerla, hay varias cosas que hemos hecho para tratar de estar del lado correcto de la historia. 

Lea también: Lecciones contraintuitivas para ser una gran manager

En Truora tenemos tres reglas específicas para las mujeres que les contamos el día que entran: 

  • Para las comerciales: si un cliente se pasa de listo, manéjalo como quieras, pero si quieres, puedes mandarlo a la porra y no te vamos a decir nada, lo vetamos y ya.
  • Para todas: nuestras mujeres pueden quedar embarazadas el dia que quieran, con o sin pareja, y no tienen nada que esconder. Tendrán la licencia de ley y tres meses más, celebraremos la llegada de un bebé astruonauta

El último y más ácido es para el equipo en general.

  • Para todos: el día que una persona te acuse de cualquier maltrato o acoso, ese día arrancamos una investigación de inmediato que puede terminar en despido. Para evitar las relaciones de poderes, un jefe directo no puede salir con un reporte y hacer parte de la compañía. 

Contexto sobre este artículo

Entiendo que este es el artículo más ‘peligroso’ que he escrito, y que puede tener repercusiones bastante negativas para nuestro negocio. He querido escribir sobre este tema por años y no lo he hecho por pura cobardía, y porque no estoy seguro de qué impacto positivo pueda generar pero si veo claro el impacto negativo a nuestra compañía. 

Al discutirlo internamente, aunque todo el equipo estuvo dispuesto a publicarlo, muchas preocupaciones salieron a relucir: impacto en nuestro negocio, riesgo de ser tergiversado, de herir susceptibilidades. 

Lea también: Aspectos que debe tener en cuenta para formar su equipo emprendedor

Perspectiva comercial

“Después del movimiento #MeToo, hubo una repercusión bien negativa. Muchos ejecutivos hombres evitaban hacerle mentoría a mujeres por miedo a ser acusados. Es absurdo y triste decirlo, pero si eso pasa, que tal que los potenciales clientes de la empresa lean esto y digan “uy no que complique hablar con esas comerciales de Truora”.  

¿Cuáles son nuestras estadísticas?

Le preguntamos a tres mujeres, ¿cuántas veces en el último año algún prospecto o cliente ha hecho algo que te hizo sentir incómoda? 

  • La primera dijo: “3 o 4 creería”.
  • La segunda: “7”.
  • La tercera: “Incómoda, incómoda, 0, que me pareció raro, 1, la que te mostré”.

Estos números son pequeños si comparamos con las más de 500 empresas con las que hemos estado en contacto en el último año, pero casi que garantiza que para el equipo comercial femenino no es cero. En contraste, nuestro grupo de hombres reportó cero incidentes.  

Al decir que el sector de startups y venture capital sufre de estos problemas, es posible que haya menos interés por invertir en nosotros y que seamos vistos como un equipo ‘jodido’. 

Dudo que sea el caso, y podemos darnos el lujo de hablar gracias a los fondos que están detrás de nosotros. Les cuento un poco de ellos: estoy 100 % seguro nos apoyan y son, como quien dice, ‘de los buenos’.

1. Por reputación, tanto Accel como Kaszek (nuestros leads) son de lo mejor del mundo, y  ellos mismos nos animan y felicitan por todos los esfuerzos que hacemos por fomentar diversidad en la compañía. 

2. Porque desde el día que iniciamos conversaciones de inversión, este fue uno de los primeros temas que tratamos y sus compromisos con avanzar el ecosistema fueron parte clave de porqué elegimos trabajar juntos. 

Contacto:
LinkedIn: Daniel Bilbao
Twitter: @ddbilbao
*El autor es fundador y CEO de la empresa Truora, que tiene como objetivo combatir el fraude en Latinoamérica. Trabajó en la banca de inversión en Wall Street, es consejero y miembro de juntas directivas de varias ‘startups’ y hace angel investing.

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes Colombia.

Forbes Women

SheWorks! firmó acuerdo con el Gobierno de Colombia para impulsar empleabilidad de las mujeres

El programa impartirá conocimientos de inteligencia artificial, comercio social, marketing digital, entre otras habilidades fundamentales para el desarrollo de la economía naranja del país.

Publicado

on

El acuerdo se celebró desde el nuevo hub de innovación de Medellín con la participación de Iván Duque, presidente de Colombia, Silvina Moshini, CEO y fundadora de SheWorks! y Carlos Mario Estrada, director general del SENA. Foto: SheWorks!:

La plataforma de trabajo remoto para mujeres SheWorks! – y el SENA -Servicio Nacional de Aprendizaje- firmaron una alianza para brindar habilidades digitales a 15.000 mujeres colombianas frente a la cuarta revolución industrial.

El programa impartirá conocimientos de inteligencia artificial, comercio social, marketing digital, entre otras habilidades fundamentales para el desarrollo de la economía naranja del país. A su vez, este acuerdo les permitirá adquirir herramientas para trabajar de forma remota y de ese modo exportar talento al resto del mundo.

“Esta alianza es una evolución del trabajo que ya venimos realizando en conjunto desde el año pasado (2020), cuando desarrollamos un primer piloto de entrenamiento entregando habilidades digitales para el trabajo remoto y su incorporación en el mercado laboral digital. El programa que lanzaremos próximamente tiene como objetivo general aunar esfuerzos para el fomento y reactivación del empleo femenino en el nuevo mercado laboral digital, mediante el desarrollo de acciones que promuevan la inclusión transversal de las mujeres y la eliminación de sesgos raciales, culturales y de discapacidad”, expresó a Forbes Silvina Moschini, fundadora y CEO de SheWorks!.

El acuerdo se celebró desde el nuevo hub de innovación de Medellín con la participación de Iván Duque, presidente de Colombia, Silvina Moshini, CEO y fundadora de SheWorks! y Carlos Mario Estrada, director general del SENA. El programa se enmarca dentro de una tendencia en la región que pluraliza los accesos de empleo a través de la economía plateada (silver economy) a personas mayores y la innovación tecnológica para miembros de la comunidad LGBTIQ+

Seguir Leyendo

Forbes Women

Bumble dará terapia a víctimas de agresiones sexuales

Bumble busca promover que las parejas que se conocen en su sitio establezcan relaciones “sanas e igualitarias”.

Publicado

on

Credicorp: Así avanza el uso de apps de bancos en la región

Bumble, la aplicación pionera en el sector de citas, y Bloom, un servicio web de soporte gratuito, colaboran para crear el primer programa de apoyo dirigido a víctimas de agresión o abuso sexual.

La organización sin fines de lucro Chayn, la cual dirige a Bloom, se encarga de combatir la violencia de género en línea. Desde 2020 Chayn ha formado un equipo de personal experto en traumas que, junto a su red de voluntariado global, potencia el alcance de la organización, así como sus servicios.

Lea también: Tinder lanza verificación de identidad para dar seguridad a usuarios

Cualquier usuario que reporte una agresión o abuso sexual a Bumble recibirá un código para acceder gratuitamente a una versión de Boom. Donde se ofrecen seis sesiones de terapia y apoyo por chat en vivo, todos los días de la semana. En este mismo programa también se podrá consultar una biblioteca de recursos creada por sobrevivientes y terapeutas expertos en la materia.

Bumble y Bloom están desarrollando un temario personalizado que estará disponible en inglés, español, francés, hindi, árabe y urdu.

Este año, Bumble, a través de su personal de tiempo completo, comenzará a dar terapia gratuita a un grupo inicial de usuarios, para después expandir el servicio a toda su comunidad. Para el siguiente año, la compañía brindará estos mismos servicios en Badoo.

Al respecto de este nuevo programa, la Vicepresidenta de Seguridad de Usuarios de Bumble, Rachel Haas, asegura que la misión de la aplicación que representa es ofrecer a las mujeres un lugar seguro donde encontrar pareja, “nuestro objetivo de crear un mundo donde todas las relaciones sean sanas e igualitarias, y estamos orgullosos de ser los primeros en la industria en ofrecer este tipo de apoyo tan necesario en esta comunidad”, agrega.

Publicado por Forbes México.

Convierta a Forbes Colombia en su fuente de información habitual

Seguir Leyendo

Forbes Women

Las ciudades no están hechas para que mujeres se movilicen: estudio

De acuerdo con un estudio, el 60% de los trayectos que hacen las mujeres en medios de transporte son para estudiar y trabajar. El resto es para tareas de cuidado.

Publicado

on

Si bien las ciudades están diseñadas para que las personas se muevan a los centros educativos y a los lugares de trabajo, cumplir tareas de cuidado todavía no es la prioridad y, para el caso de las mujeres, puede seguir agudizando las brechas.

Eso reportó un estudio del colectivo Despacio, que presentó recientemente el estudio Género Y Movilidad Activa: Acciones Para No Dejar A Nadie Atrás En Colombia, que hizo un llamado a profundizar la investigación y la participación de las mujeres para lograr ciudades sostenibles.

Lea también: Tres mitos del emprendimiento femenino que debemos derribar

El diseño de la movilidad en las ciudades ha girado alrededor de los trayectos laborales y de estudio, principalmente masculinos, sin profundizar en los viajes de cuidado, en los que mayoritariamente se desplazan las mujeres”, explicó Marina Moscoso, Directora Técnica de Despacio y Directora Operativa de Mujeres en Movimiento

De hecho, según el informe las mujeres realizan alrededor del 40% de los trayectos por motivos de trabajo, 20% por razones de estudio y destinan más del 20% de los desplazamientos a viajes de cuidado. “Debido a esa ‘Movilidad del Cuidado’, las mujeres tienen una mayor probabilidad de realizar trayectos con múltiples paradas para suplir necesidades como recoger a sus hijos en el colegio, comprar víveres o llevar a familiares a citas médicas”, dice la investigación.

Otro factor clave, según las investigaciones de Despacio, es que estos recorridos tienen lugar entre la mañana y el medio día, horarios que coinciden con las ‘Horas Valle’. 

Sabemos que la pandemia va a cambiar los patrones de movilidad de las personas. Es por eso que este es un momento crucial para que la movilidad del cuidado y las necesidades de las mujeres tengan más visibilidad en los planes para el futuro de las ciudades”, dijo Moscoso y agregó que “No incluir la perspectiva de género y de interseccionalidad en dichos proyectos implica necesariamente dejar atrás una parte importante de la población y retrasar el proceso de cambio modal hacia modos más sostenibles”.  

Más viajes seguros

En un encuentro en el que se sentaron el sector privado, medios de comunicación y académicos concluyeron que se debe trazar una hoja de ruta para que haya ciudades con más y mejores espacios para las mujeres.

“Creemos que la libertad de moverse cuando lo necesitan y como lo requieren es un factor de empoderamiento femenino. Sin embargo, necesitamos oír más a las mujeres para ayudar a cerrar las brechas de género en tecnología y lograr una mayor participación de ellas en la construcción de ciudades inteligentes”, expresó Camila Escallón, gerente de comunicaciones para Uber en Colombia y la región Andina, en una mesa redonda con mujeres líderes de opinión.

Reconociendo las características de los trayectos femeninos, Uber anunció su apoyo a la conversación digital y su compromiso con seguir diseñando opciones para las mujeres. 

“#Nosmovemos es un llamado a que todos los actores escuchemos, es algo más grande que nosotros. Para respaldar este esfuerzo multisectorial, entregaremos 300 códigos promocionales para apoyar los trayectos en horas valle. Esperamos que las usuarias de la aplicación, las arrendadoras y las mujeres en Colombia puedan moverse y sentirse parte clave de las ciudades”, puntualizó Escallón. 

Convierta a Forbes Colombia en su fuente de información habitual

Seguir Leyendo

Forbes Women

¿Por qué emprender es más difícil para las mujeres?

Aunque las mujeres representan el 38% de los fundadores de empresas a nivel mundial, las ayudas financieras a emprendedores dan preferencia a los hombres.

Publicado

on

Las propuestas de emprendimiento siguen los mismos procesos de estudio vengan de manos masculinas o femeninas. Cuando una persona decide emprender y fundar una empresa, la ronda de financiación es uno de los momentos más complicados del proceso. Una decisión en la que, todavía hoy, sigue siendo determinante ser hombre o mujer. ¿Por qué?

Según un estudio realizado por UBS, compañía global que ofrece servicio financiero en más de 50 países, los inversores dan preferencia a las empresas lideradas por hombres y explica cómo esta brecha de género puede repercutir económicamente en los mercados internacionales.

Las cifras arrojadas por este informe descubren que el 38% de los emprendimientos estadounidenses están en manos femeninas, pero sólo el 2% del capital invertido va a empresas fundadas por mujeres. Y menos del 3% de la financiación se destina a compañías que tienen a mujeres en sus puestos CEO.

La razón que da UBS a esta realidad tiene que ver con la falta de personal femenino en las empresas, esto es, el 86% de las firmas venture capital no tienen mujeres en cargos de liderazgo, de manera que resulta improbable cambiar esta marca.

Lea también: Regalías se podrán usar en proyectos que cierren la brecha de género

Las dificultades que plantea este sesgo representativo para las mujeres hace que no sean tan proclives a emprender como sí puedan serlo los hombres, a pesar de que muchos proyectos necesiten de la calidez y sensibilidad femenina que, históricamente, han sido atributos más representativos en las mujeres.

UBS señala, además, que uno de los principales obstáculos se encuentra en la misma ronda de financiación, concretamente en los componentes que forman el equipo directivo que toma las decisiones. La mayoría de los inversores en cargos directivos son hombres.

Lea también: Mujeres mayores de 50 que dan forma al futuro de la ciencia, la tecnología y el arte

Este estudio, llamado The Funding Gap, también señala la importancia de tener una red sólida de apoyos al llegar a la ronda de financiación. Esto permitiría acabar con la brecha de género en el emprendimiento al contar todos los empresarios con un grupo de apoyo que conozca la propuesta una vez llegue al momento de esta ronda.

La existencia de esta red de apoyo profesional en el departamento encargado de decidir las inversiones demostró que si el equipo responsable está formado por mujeres, existe mayor posibilidad de invertir en las empresas lideradas por mujeres. 

Con información de Forbes España.

Seguir Leyendo

Forbes Women

‘Se necesitan programas de reincorporación para que las mujeres accedan a un empleo’

Ana Milena López Rocha, CFO de Cenit y miembro de la junta directiva de la Andi, habla con Forbes sobre su trayectoria, la llegada al gremio más importante del país y los ejes de trabajo para reducir las brechas e impulsar mayores oportunidades para las mujeres.

Publicado

on

Ana Milena López Rocha es sin duda una mujer que sabe resolver problemas. Ha estado en cargos públicos y privados, y le ha tocado lidiar con algunas crisis muy bien recordadas en Colombia. A penas se había posesionado en la dirección de Crédito Público y del Tesoro Nacional, en 2014, cuando meses después los precios del petróleo se desplomaron causando estragos en las finanzas públicas.

Rocha, quien para entonces ya era una dura estructurando proyectos y construyendo esquemas financieros, tuvo que salir a sortear los obstáculos, buscar financiamiento y sacar adelante lo que para muchos fue una de las grandes crisis petroleras en la historia del país.

Esta hazaña, la catapultó a conformar nuevos equipos y ser parte de varias juntas directivas del país. Con esta reputación, llegó a liderar la vicepresidencia financiera de Cenit, un cargo que le permitió alcanzar este año un puesto en la junta principal de la Asociación Nacional de Empresarios de Colombia (ANDI).

Rocha, junto a Catalina Escobar y Elisa Sotomonte, fue seleccionada para ser parte de este comité ante más de 50 perfiles de ejecutivas de más de 30 empresas del país. Las tres ingresaron el pasado 22 de julio, por lo que ahora su tarea no solo estará enfocada la gestión financiera de Cenit, sino también en aportar nuevas ideas para desarrollar una agenda de equidad de genero, de cierre de brechas y de mayor igualdad.

Así lo confirma precisamente la ejecutiva, quien, en diálogo con Forbes, cuenta cuáles serán los ejes de trabajo, cuál es su visión sobre la situación fiscal del país y por qué es necesario que Colombia agilice la reincorporación de mujeres en el mercado laboral nacional.

Lea también: Cambios directivos: llegan tres mujeres a la Junta Directiva de la Andi

¿Cómo se siente el desafío de ser parte de la junta directiva de la Andi?

El desafío es una gran oportunidad. Creo que la Andi está tomando un paso importante en la decisión de incorporar tres mujeres en la junta de dirección nacional. Es un paso clave porque marca la transición de la teoría a la acción. Hay múltiples estudios que hablan sobre los aportes de las mujeres a las naciones. Esto incrementa la productividad, la innovación y la rentabilidad. 

Sin embargo, cuando uno mira las estadísticas de la participación de las mujeres en ese tipo de organizaciones en Colombia, los números son bastante bajos. En Colombia, aproximadamente el 20% de la gente en juntas directivas son mujeres. Creo que esto es muy importante y el reto que tenemos es ayudar a convencer que en efecto es así. Es un paso importante no solo para la Andi, sino para las compañías que hacen parte del gremio.

¿Ya se plantearon una hoja de ruta para reducir la brecha de genero y la desigualdad?

La Andi creó un comité de equidad de genero y ese comité participa en varias actividades. Ellos participan en una cantidad de programas, en el que el foco principal es medir y diagnosticar para entender cuáles son las áreas en las que hay que trabajar. Hay un programa de liderazgo de mujeres en juntas directivas que está llevando el Cesa, encargado en visibilizar perfiles de mujeres para cargos directivos. Creo que a la larga lo que se está haciendo es generar conciencia.

Ha logrado consolidar una hoja de vida exitosa. Desde el punto de vista ¿Cuáles son sus perspectivas y su aporte a la junta?

En la junta directiva se discuten diversos temas y dependiendo de la reunión hay una cantidad de temas sobre la mesa. Yo creo que todos aportamos desde nuestro conocimiento. El mío es principalmente financiero, pero le agregaría una visión desde el sector privado y publico. En la medida que hay propuestas sobre temas tributarios que se discuten hay aportes desde la visión tanto desde los impactos al sector privado como un entendimiento del gobierno. Creo que es un aporte importante. 

Pero los aportes transcienden al tema netamente financiero. En la Andi se discuten muchos temas de economía circular, temas de sostenibilidad, entonces los aportes varían dependiendo del tema que está sobre la mesa. Cuando uno está mirando los temas que se discuten la pregunta de fondo es siempre cómo podemos lograr que vía la Andi podamos fortalecer el sector empresarial colombiano. Esto es muy importante porque en un país como Colombia uno de los motores es la creación de empleo y la creación de empleo se hace desde el empresariado.

Uno siempre ve mal a las mujeres y el panorama es crudo en materia laboral. ¿Cuál es su lectura y cómo la pandemia agravó este problema? 

Cuando uno mira las estadísticas ve que el impacto en el empleo de las mujeres es 1.8 veces vs el empleo de los hombres. Las estadísticas son poco alentadoras. En el caso colombiano, el desempleo de hombres estaba alrededor de 2.8%, mientras el de mujeres en 21%. Esas cifras han mejorado un poco, pero se mantienen. El desempleo juvenil masculino es alrededor del 17%, mientras que el femenino es alrededor del 30%. Las cifras son poco alentadoras y se requieren programas para ayudar sobre eso.

Cuando uno mira qué se puede hacer, hay muchas formas. Cuando uno mira el empleo femenino, el tema de balancear las cargas laborales con las cargas familiares se vuelve sumamente importante. Hay muchas mujeres que salen de la fuerza laboral para construir una familia, tener hijos y después quieren volver a incorporarse a la fuerza laboral. Necesitamos programas de reincorporación para que las mujeres puedan volver acceder a un empleo similar a cuando salieron de la fuerza laboral. Eso requiere programas consientes de recontratar mujeres que habían trabajado.

Se habla mucho sobre capitalismo consiente, ¿Cómo cree que las empresas deben reconfigurar su modelo de negocio para ir en esa línea?

Yo creo que cualqueir negocio que no se preocupe por su ecosistema, por las personas, por el medio ambiente, deja de ser sostenible a largo plazo. Entonces es importante recordar que la sostenibilidad no es algo que se hace porque nos parece bonito, es algo que genera valor a largo plazo. En la medida que no cuidemos el medio ambiente no vamos a poder seguir siendo sostenibles. En la medida que nuestros empleados no sientan que trabajan para una compañía que vela por su bienestar vamos a perder contra la competencia. La sostenibilidad es algo que asegura que las empresas perduren en el tiempo. 

A usted le tocó estar en Crédito Público en medio de una turbulencia, ¿Qué sintió, qué lecciones le dejó? ¿Cómo administró la política de endeudamiento del país?

¿Lecciones aprendidas? Que no hay problemas suficientemente grandes, que no tengan solución. Hay es que poder descomponer los problemas. Entonces había que pensar si iba a ser por el lado del gasto, por el lado del ingreso, y gestionarlo de esa manera. El tema de asegurar los recursos para financiar el presupuesto nacional es muy importante. Lo que me competía a mi, que era el financiamiento, fue complicado. Sin embargo, uno de los temas más importantes que tuvimos que gestionar era la comunicación constante con nuestros inversionistas: darle información clara que ellos comprendieran y cuál era el plan de acción para ir preparando lo que se estaba pasando en ese momento.

Nada genera más incertidumbre, que la falta de información. Cerrar las brechas de información y poder informar ese plan concreto de una manera creíble y lógica fue lo más importante que pudimos hacer durante esa época. 

¿Cuál es su lectura frente la reforma tributaria que presentó el Gobierno?

Es claro que a nadie le gusta pagar más impuestos. Cuando hay necesidad, se necesitan recursos. Nosotros tenemos un país que va a salir bastante golpeado por la pandemia, y las cifras de desempleo lo demuestran , de incremento de pobreza, etc. Eso lleva a que el gobierno haga un incremento en el gasto social, que va a tener que financiar una inversión social importante.

Creo que el Ministerio de Hacienda ha hecho una muy buena labor, en términos de pensar una reforma simple, fácil de explicar, que todo el mundo entienda. Es una reforma que se necesita y creo que la solución es una solución simple.

Seguir Leyendo
Publicidad
Publicidad

Destacado